Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Desmantelan un invernadero de marihuana con más de 600 plantas en Valencia

Desmantelan un invernadero de marihuana con más de 600 plantas en ValenciaInformativos Telecinco

Agentes de la Policía Nacional han desmantelado un laboratorio-invernadero de marihuana ubicado en un local comercial del distrito de Marítim de Valencia con más de 600 plantas de cannabis xátiva, con un peso de 32 kilos, en un operativo que se ha saldado con la detención de un hombre de 43 años, de origen alemán, como presunto autor de un delito contra la salud pública.

Según ha informado la Dirección General de Policía en un comunicado, el local contaba con una habitación totalmente equipada para el cultivo de cannabis, con tableros aglomerados con fibra de vidrio que actuaban como aislante y filtros para limpiar el aire que salía al exterior, evitando de esta manera que los vecinos percibieran los olores.
Además, contaba con 45 lámparas de calor y un sistema de riego que provenía de una cubeta instalada en otra habitación adyacente, con filtros de aire y motores de peceras. En la misma había un armario con otras lámparas destinadas a la función de secado. Además de las plantas, se han intervenido 97 bombillas, 49 lámparas y 2.090 euros.
Las investigaciones se iniciaron a mediados de febrero tras recibirse información sobre un fuerte olor a marihuana en una calle de este distrito valenciano. Los agentes se desplazaron hasta el lugar y comprobaron que el olor procedía de un local comercial, en el que también había ruido de motores emitido por ventiladores de extracción.
Los policías, tras diversas gestiones, averiguaron la identidad del propietario del local, así como que este lo tenía alquilado a un hombre de 43 años de origen alemán. A partir de entonces vigilaron el local hasta que vieron cómo una persona accedía al interior.
A su salida, los agentes lo identificaron, comprobando que era el arrendatario del local y seguidamente realizaron una entrada y registro en el mismo, donde localizaron la plantación y detuvieron a su responsable. La investigación ha sido desarrollada por agentes del grupo de Policía Judicial de la Comisaría de distrito de Marítim.