Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Deben bromear los jefes?

Jefe y empleadaFoto:Gtres

Quien diga que el humor y el buen humor en la oficina es algo bueno, miente, o al menos eso dice un grupo de científicos chinos y estadounidenses que consideran que esto no siempre tiene por qué ser algo positivo que los jefes bromeen con sus empleados, como recoge RT.

Este grupo de científicos parten de un hipotético ambiente conflicto en el que no habría buenas relaciones ente los superiores y los trabajadores. En este contexto, si el jefe realizase algún comentario en tono de broma no sería percibido como tal y los trabajadores lo tomarían como una ofensa, por lo que la situación no mejoraría.
Según este grupo de científicos, la manera de crear un buen ambiente de trabajo es dar órdenes claras, decidir de manera justa, y realizar comentarios constructivos sobre la manera en la que los empleados ejercen sus funciones. Tal y como apuntan desde RT, una vez que se ha conseguido hacer todo esto es cuando se puede pasar a bromear con los empleados, ya que entonces ayudará a mantener las relaciones construidas.
No obstante, si las relaciones en el entorno de trabajo ya eran buenas, entonces el humor está más que permitido. Aunque el grupo de científicos advierte que es muy importante no realizar bromas de corte sexista o racista si no se quiere romper este ambiente de trabajo.