Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El milagroso cambio de Hope, el niño abandonado por ser acusado de brujería

Hope, niño nigerianotelecinco.es

La fotografía de Hope, el pequeño desnutrido que estuvo a punto de morir por ser acusado de brujería, conmovió a medio mundo por el impresionante aspecto que tenía el niño. La voluntaria Anja Riggren Lovén lo acogió para que se recuperara y creó una campaña de ayuda en las redes sociales. El pequeño ha cumplido tres años y ha sufrido un gran cambio comenzando, incluso, a ir a la escuela.

La fotografía del pequeño Hope totalmente desnutrido y en los huesos conmovió a las redes sociales. El niño fue abandonado por su familia después de ser acusado de brujería, una práctica muy habitual en Nigeria, donde cada año cientos de niños son abandonados por la creencia de que han nacido siendo brujos o hechiceros.
La suerte de Hope cambió cuando se topó con Anja Riggren Lovén, una voluntaria que se encontraba en el país de misión humanitaria. La danesa, que es directora de una ONG que atiende a niños huérfanos en Nigeria, retransmitió a través de las redes sociales la deplorable situación que estaba viviendo el pequeño.
En el centro de la ONG que dirige Riggen, Hope recibió su primer baño y ahora, la situación del pequeño ha cambiado radicalmente, tal y como recoge Mirror. Un año después de la fotografía que movió conciencias, Hope tiene una nueva vida alejado de las calles de Nigeria.
Con la recaudación que la activista consiguió con la campaña de concienciación, construyó un orfanato en Nigeria, donde los pequeños abandonados se alojan y son escolarizados. Gracias a esta ayuda, Hope ha conseguido salir adelante. A sus tres años, el pequeño ha comenzado la escuela, y la voluntaria ha compartido una instantánea de Hope preparándose para su primer día en el colegio.