Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Fundación Vicente Ferrer envía equipo médico a la India para atender a los heridos

El presidente de la Fundación Vicente Ferrer, Jordi Folgado, ha lamentado la muerte de cuatro de los españoles padrinos de esta entidad que visitaban uno de los proyectos de la misma en el estado de Andhra Pradesh de la India y ha asegurado que la entidad ha trasladado equipo médico para ayudar a atender a los heridos.

Según ha declarado a los medios el presidente de la Fundación, el grupo de trece padrinos, que viajaban en el minibús que ha sido arrollado por un camión, eran colaboradores "muy cercanos" que iban todos los años a la India para conocer a los niños a los que apadrinaban, así como a las mujeres del proyecto 'De mujer a mujer', como lo hacen en torno a 2.000 personas al año que se visitan el proyecto.
Cuando ha ocurrido el siniestro, los padrinos, españoles de la localidad andaluza de Ronda de entre 30 y 50 años, emprendían un viaje privado por el resto del país, tras pasar cinco días en las instalaciones de la Fundación, ha relatado Folgado, que ha asegurado que visitaban por quinta vez el proyecto en la India.
A la espera de que la Embajada proporcione datos completos sobre las identidades de estas personas, el presidente de la Fundación Vicente Ferrer ha informado que desde la misma han enviado ayuda para trasladar a los heridos en el accidente al hospital de Bangalore, uno de los mejor dotados del país, según Folgado, quien también les ha invitado a quedarse en el campus de esta ONG "hasta que estén en condiciones de volver a España".
Los colaboradores emprendieron su viaje a Tamil Nadu a las 05.00 horas y el accidente se ha producido en torno a las 10.00 a unos 200 kilómetros de distancia de las instalaciones de la Fundación, cuando un camión ha arrollado presuntamente el minibús en el que viajaban los padrinos españoles.
Estas personas visitaban los proyectos para ver el progreso de la erradicación de la pobreza y las labores que realiza la Fundación Vicente Ferrer en la India, por ello, Jordi Folgado ha asegurado que su muerte ha sido como "quedarse sin energías", ya que se trataba de un grupo de andaluces muy cercanos a la entidad que habían ofrecido sus casas en España cuando otros colaboradores.