Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Farmaindustria defiende que España es de los países de la UE con mejores condiciones para hacer ensayos clínicos

La responsable de la Plataforma de Medicamentos Innovadores de Farmaindustria, Amelia Martín Uranga, asegura que el primer año tras la entrada en vigor del nuevo Real Decreto de Ensayos Clínicos ha permitido situar a España entre los países de Europa donde existen condiciones más favorables para realizar ensayos de medicamentos innovadores.
Así lo ha reconocido durante una jornada del Instituto de Investigación Sanitaria de Aragón y la Clínica Universidad de Navarra que se ha celebrado este miércoles en Zaragoza, donde ha destacado "el trabajo conjunto y coordinado de todos los agentes públicos y privados relacionados con la I+D del medicamento" en este periodo.
De hecho, gracias a ese trabajo, según informa Farmaindustria, España ha podido reducir de forma importante los plazos para la puesta en marcha de un ensayo clínico, de 190 a 154 días, según datos referidos a los primeros seis meses de 2016 a la espera de tener los datos del conjunto del ejercicio.
La representante de Farmaindustria manifestó el compromiso de la industria farmacéutica por seguir apostando por España para la realización de ensayos clínicos, especialmente en las fases tempranas, para "hacer de España un país excelente en investigación clínica y de fortalecer el tejido científico e industrial dentro de este ámbito".
Este trabajo, ha añadido, también permitirá que los pacientes "tengan un mejor y mayor acceso a los medicamentos innovadores". De hecho, de los 1.004 millones de euros que la industria destinó a I+D en 2015, 495 millones de euros correspondieron al desarrollo de ensayos clínicos y 132 millones a investigación básica.
La representante de Farmaindustria también presentó los retos en los que la entidad va a trabajar durante 2017 para conseguir que España esté preparada en 2018 para la correcta aplicación del Reglamento europeo.
En este sentido, explicó que su plan de trabajo para los próximos meses incluye seguir trabajando con los responsables de investigación de las comunidades autónomas, con los gerentes de los hospitales a través de la Sociedad Española de Directivos de la Salud (SEDISA), con la Sociedad Española de Farmacología Clínica (SEFC) en lo que se refiere a la relación investigador-paciente, así como en la elaboración de una Guía de Unidades de Pediatría en colaboración con la red RECLIP.