Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un elefante marino deambula despistado por las calles de Balneario Camboriú (Brasil)

Un elefante marino sorprendió el pasado sábado a los vecinos y turistas de la ciudad brasileña de Balneario Camboriú al despistarse y salir de su medio natural para pasearse por una concurrida vía de esta localidad turística del sur del país.

Este mamífero pinnípido, cuyos machos adultos pueden llegar a pesar los tres mil kilos, salió del mar a través de una de las playas de las localidad turística de Balneario Camboriú, al sur de Brasil para continuar su paseo por la Avenida Atlántica, una de las calles más concurridas de la zona.
Para asombro de ciudadanos y visitantes, el animal cruzó correctamente un paso de cebra y continúa su camino hasta encontrar por sus propios medios el océano del que había salido.
La policía cortó la circulación durante los veinte minutos que duró el periplo del elefante marino por esta zona y lo mantuvo en todo momento vigilado.
Los bomberos contribuyeron también al bienestar del animal mojándolo continuamente para mantener su gruesa piel bien hidratada y a salvo de fuerte calor de esta zona a la que estuvo expuesto casi dos horas.
Como es lógico, su paseo despertó la curiosidad y la admiración de los transeúntes que no dejaron de acompañarlo durante su recorrido peatonal.
Las autoridades creen que este ejemplar de elefante marino pesaba más de media tonelada. Por el momento se desconocen los motivos que podrían haber impulsado a este animal a salir de su hábitat natural, aunque es conocido que normalmente dejan el mar para aparearse.