Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Diputación de Toledo pedirá a la familia de Franco que devuelva la Medalla de Oro que se le concedió en 1972

El PP se abstiene porque cree que hay cosas más importantes que hacer, pero que no puede oponerse "evidentemente"
La Diputación de Toledo va a retirar la Medalla de Oro que concedió al dictador Francisco Franco en el año 1972 y va a pedir a su familia y a la Fundación que lleva su nombre que, además de devolver esta medalla, retorne también a la institución provincial la placa dedicada que le hicieron y la caja de madera noble en la que le enviaron estas distinciones.
Así lo han acordado durante el pleno ordinario celebrado este viernes con los votos a favor de los grupos de PSOE y Ganemos-Izquierda Unida, quien ha presentado esta moción, y la abstención del PP, a la que se habría sumado la del diputado provincial de Ciudadanos, Antonio López, que aunque no ha podido acudir al Pleno, afirmó en declaraciones a Europa Press que "posiblemente" se hubiera abstenido en la votación.
Con esta decisión, la Diputación de Toledo "cumple con la ley de Memoria Histórica", ha resaltado el diputado de Ganemos-IU, Jorge Vega, que ha mostrado su satisfacción por poder quitar esta medalla "desfasada" y recuperar parte de "la verdad, justicia y reparación".
"Nos dirán que no es el tema más importante", ha apuntado Vega, que ha resaltado que desde la aprobación de esta ley hace 10 años, "muchos ayuntamientos han intentando quitar los vestigios que quedan en sus municipios con demasiadas dificultades", sin embargo, ha destacado que en la provincia de Toledo se ha aprobado conceder subvenciones de entre 10.000 y 20.000 euros a repartir entre las poblaciones interesadas en retirar estos símbolos franquistas.
Vega ha afirmado que municipios como Almonacid o Puebla de Almoradiel han utilizado estas subvenciones para construir un monolito o que Escalona ha cambiado el nombre de varias calles. "Cada año se aprovechan de la subvención en torno a 8 o 10 pueblos", ha agregado.
SIN SUBVENCIONES DE LA DIPUTACIÓN
En este sentido, el diputado de Ganemos-IU ha avanzado que su grupo va a proponer retirar "subvenciones de la Diputación" a los municipios que "no cumplan con el artículo 15 de la ley de la Memoria Histórica", la cual indica que las administraciones "tomarán medidas para que se cumpla esta ley".
Por su parte, el diputado provincial del PP, Jaime Ramos, ha justificado la abstención de su grupo afirmando que en la Diputación "hay cosas más importantes que hacer". "No vamos a entrar a este juego, mientras haya pueblos discriminados no tiene mucho sentido hablar de otras cosas, pero tampoco nos vamos a oponer, evidentemente", ha afirmado el también alcalde Talavera de la Reina.
La misma reflexión hace Antonio López, quien no critica esta moción ya que "cada uno hace lo que le parece oportuno", pero apunta que "hay cosas más interesantes que hacer en la provincia de Toledo".