Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido un matrimonio de Lucena por la supuesta violación de su hija de seis años

Un matrimonio de Lucena (Córdoba) ha sido detenido en la provincia de Málaga por la supuesta violación de una de sus hijas de seis años. El padre ya fue condenado a 24 años de cárcel por un delito similar. La consejera de Igualdad, Salud y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha informado de que la menor, así como sus hermanos, "están acogidos por parte de la Junta de Andalucía, garantizando que no vayan a tener ningún tipo de problema".

La investigación comenzó cuando la menor acudió hace semanas al centro de salud de su pueblo, Lucena, acompañada por su madre, porque sufría una hemorragia vaginal. Los padres digeron que había sufrido un accidente con la bici.
Finalmente, el matrimonio ha sido detenido por un delito de agresión sexual en la provincia de Málaga. El padre ya estuvo condenado a 24 años de cárcel -aunque solo cumplió 12- por un delito similar. La madre ya ha pasado a disposición judicial y el padre lo hará en las próximas horas.
En declaraciones a los periodistas en la localidad sevillana de Olivares, la consejera María José Sánchez Rubio ha señalado que "hay que rechazar absolutamente todo lo que tenga que ver con el maltrato y el abuso a los menores", ante lo que exige "tolerancia cero" y ha asegurado que "no se puede permitir".
Sánchez Rubio ha dicho que "se han adoptado medidas de protección respecto a la menor en cuestión y el resto de sus hermanos", y explica que "hasta tanto que este procedimiento termine, se les he hecho una resolución de desamparo y ahora mismo están acogidos por parte de la Junta, garantizando que no vayan a tener ningún tipo de problema".
"Esa es la prioridad, porque el interés del menor es lo primero", manifiesta Sánchez Rubio, quien insiste en que "es absolutamente deleznable y rechazable" lo ocurrido en Lucena, al tiempo que afirma que "hay que luchar para que eso no vuelva a ocurrir".