Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido por prender fuego a la casa de su exmujer y sus hijos con ellos dentro

La Policía Local ha detenido a un hombre, que se corresponde con las iniciales J.A.B.M. de 43 años de edad, por prender fuego a la vivienda en la que se encontraban su exmujer y sus dos hijos de 14 y 2 años de edad, al negársele la entrada en el domicilio, en Gijón. El detenido tiene tres denuncias por malos tratos y una orden de alejamiento, según han informado fuentes municipales.

Esta madrugada se recibió una llamada en las dependencias de la Policía Local de Gijón en la que un vecino de un edificio de la calle Alonso de Ojeda, alertaba de una explosión en la escalera del mismo, que había originado una gran cantidad de humo que se extendía por todo el inmueble.
Al llegar dos vehículos patrulla al lugar, comprobaron la presencia de gran cantidad de humo a la vez que la puerta de una de las viviendas del piso tercero se encontraba ardiendo, procediendo a apagar el fuego con los extintores de dotación. En la vivienda se encontraba una mujer, que les abrió la puerta en ese primer momento, y sus dos hijos de 14 y 2 años, que tuvieron que ser atendidos por los servicios médicos que se trasladaron al lugar debido a la inhalación de humo y que decidieron su traslado al Hospital de Cabueñes.
La madre pudo informar a los agentes que su expareja se había personado momentos antes en el domicilio y como no le había abierto la puerta le había amenazado con prenderle fuego al edificio, indicando, que acto seguido sintió una explosión y comenzó a entrar gran cantidad de humo en la vivienda. La mujer facilitó a los agentes la filiación y las características físicas de su expareja.
El presunto autor de los hechos fue localizado en las inmediaciones caminando hacia el lugar de los hechos, por una patrulla de la Policía Local de Gijón, que procedió a su detención. En el cacheo de seguridad al que fue sometido se le intervinieron un juego de llaves del domicilio donde se encontraba su ex pareja y los niños, un teléfono móvil que pertenecía a la mujer y que según manifestó se lo había quitado para que no pudiese llamar a la Policía y un mechero.
Sobre el detenido hay tres denuncias por malos tratos en novimbre y diciembre de 2013 y en enero de esta año. También pesa sobre él una orden de alejamiento. Además le constan 12 detenciones por robo y hurto.