Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenida en El Campello (Alicante) una banda de ladrones de coches de alta gama en España, Italia y Ucrania

Agentes de la Guardia Civil han detenido en El Campello (Alicante) a tres hombres que presuntamente formaban parte de una banda dedicada al robo de vehículos de alta gama en España, Italia y Ucrania, según ha informado la Benemérita en un comunicado.
La operación policial arrancó cuando una vecina de la localidad alertó de madrugada a las fuerzas de seguridad porque había dos hombres escondidos en el interior del parking de su urbanización. Los agentes se personaron allí y sorprendieron a dos individuos, que emprendieron la huida por carretera.
El instituto armado había dispuesto "estratégicamente" a agentes de la Policía Local de El Campello e forma que bloqueasen una de las posibles vías de escape de los sospechosos, que fueron de esta manera interceptados.
Mientras tanto, los agentes de la Guardia Civil detectaron a un tercer hombre agazapado en la parte trasera del interior de un vehículo cercano, intentando ocultarse con un parasol. Cuando procedieron a su arresto, descubrieron que estaba en posesión de diversos cables OBD, usados para conectar con las centralitas de los vehículos, y un módulo electrónico preparado para 'hackear' la electrónica de los coches que supuestamente robaba la banda.
En un registro más exhaustivo, los investigadores encontraron también mandos con antena para captar las señales de las llaves inteligentes de apertura de turismos de gama alta, emisoras, linternas, prismáticos, guantes, taladros a batería para romper las cerraduras en caso de no funcionar los aparatos electrónicos, linternas, y un gran número de herramientas.
UN CUARTO SOSPECHOSO
Los efectivos concluyeron además que estos individuos estaban intentando sustraer un vehículo híbrido de un año de antigüedad del interior del parking de la urbanización, al que habían accedido con llaves magnéticas falsas.
Asimismo, los agentes esclarecieron esa misma noche el robo de un vehículo de alta gama también híbrido y con un año de antigüedad que presuntamente cometieron los detenidos junto a un cuarto sospechoso, que al estar esperando alejado del lugar del segundo robo en contacto por transmisiones consiguió eludir el operativo policial. Este robo se cometió a tan solo 500 metros del lugar donde se detuvo a los presuntos ladrones.
ALTA FORMACIÓN, LUJO Y PROYECCIÓN INTERNACIONAL
La investigación ha revelado que estos individuos tenían formación en electrónica del automóvil y que viajaban continuamente por la geografía española y por otros países. Llevaban un alto nivel de vida y se alojaban en apartamentos donde pasaban desapercibidos como turistas para poder localizar, vigilar y actuar sobre posibles objetivos.
Además de los numerosos trayectos por España, efectuaban viajes a Italia, donde operaban desde hoteles de lujo, y a su país de origen, Ucrania. Los agentes han descubierto evidencias de la existencia, al menos, de 30 sistemas electrónicos para el robo de vehículos de diferentes marcas, un hallazgo "que demostraría la alta actividad delictiva que realizaban los detenidos".
INCAUTADAS HERRAMIENTAS PROFESIONALES
En el transcurso de las detenciones, los efectivos han incautado un vehículo BMW 525D valorado en unos 60.000 euros, cables para la manipulación de centralitas vehículos, un mando a distancia con antena para captar señales, seis mandos a distancia usados, siete llaves magnéticas de acceso a urbanizaciones, tres teléfonos móviles, emisoras, prismáticos, herramientas profesionales específicas para el robo de vehículos, linternas frontales, y dos relojes de pulsera de marcas de lujo, presumiblemente robados en alguno de sus golpes, entre otros efectos.
Como resultado de esta operación conjunta de Guardia Civil con la Policía Local de El Campello, los tres detenidos, de 49, 47 y 43 años, han pasado a disposición judicial como presuntos autores de un delito de robo con fuerza en grado de tentativa, delito de robo de uso de vehículo a motor y delito de pertenencia a grupo criminal. Las autoridades no descartan que se produzcan nuevas detenciones.