Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Descubren a dos subsaharianos ocultos en el doble fondo de un coche

Tráfico de personasInformativos Telecinco

La Guardia Civil ha descubierto a dos jóvenes que dicen proceder de Somalia y Guinea Conakry, ocultos en el doble fondo de un vehículo cuando pretendía pasar la frontera entre Melilla y Marruecos, escondidos en un vehículo conducido por un marroquí que ha sido detenido por tráfico de personas.

La Guardia Civil ha descubierto a dos jóvenes que dicen proceder de Somalia y Guinea Conakry, ocultos en el doble fondo de un vehículo cuando pretendía pasar la frontera entre Melilla y Marruecos, escondidos en un vehículo conducido por un marroquí que ha sido detenido por tráfico de personas.
Según ha informado a Europa Press un portavoz de la Comandancia de la Guardia Civil, el servicio se ha llevado en la aduana de Beni-Enzar durante el registro de un vehículo marca Peugeot, modelo 405 y matrícula marroquí, que a primera vista iba ocupado únicamente por su conductor.
La citada fuente ha subrayado que ante la sospecha por los indicios apreciados de que pudiera tratarse de un vehículo dedicado al "tráfico de personas", el coche fue sometido a un reconocimiento más exhaustivo, detectando cierta manipulación.
Tras la apertura del capó, se ha hallado en primer lugar a una persona "enclaustrada entre el salpicadero y el habitáculo del motor", que fue auxiliada a salir de tan infrahumano lugar. Para realizar ese doble fondo habían retirado previamente "el motor de refrigeración interior, todo su cableado y los tubos de reparto del aire" y habían soldado una chapa al chasis del turismo, para soportar el peso de la persona allí localizada.
Continuando con el reconocimiento, localizaron a una segunda persona en otro doble fondo "tras el asiento trasero", donde habían introducido a un joven, al que igualmente auxiliaron a salir de allí.
El portavoz policial ha apuntado que las personas rescatadas presentaban síntomas de fatiga, dolor, desorientación y mareos, pero no fue necesario el requerimiento de los servicios médicos ya que fueron estabilizados con primeros auxilios en el lugar.
Se trata de dos jóvenes, varones, de procedencia subsahariana, de 18 y 19 años de edad que dicen proceder de Somalia y Guinea Conakry, que han pasado a disposición judicial en calidad de testigos y posteriormente se les ha aplicado la vigente Ley de Extranjería.
El conductor del vehículo, de nacionalidad marroquí, atiende a las iniciales M.K. de 44 años de edad, que en calidad de detenido ha sido puesto a disposición judicial, como supuesto autor de un delito contra los ciudadanos extranjeros, conocido en el argot como de "tráfico de inmigrantes o de personas", decretando la autoridad judicial su ingreso en prisión.
Por último, ha destacado que tras las gestiones realizadas y consultadas las bases de datos europeas, han comprobado que el vehículo circulaba con placas falsas, ya que se encuentra matriculado en Francia, aunque no consta su sustracción