Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Consejos para afrontar de la mejor manera posible la Selectividad

Consejos para afrontar de la mejor manera posible la SelectividadEFE

Desayunar bien, salir de casa con tiempo suficiente, no comentar el temario con los compañeros antes del examen, empezar por la pregunta más fácil y celebrarlo de todos modos son algunos de los consejos para antes, durante y después de las tres jornadas de exámenes a las que se enfrentan los alumnos de 2º de Bachillerato para acceder a la Universidad el próximo curso 2017-2018.

El profesor de Psicología de la Universidad CEU San Pablo, Fernando Miralles, señala que si bien es "normal" que los niveles de ansiedad suban por nueva Selectividad o Evaluación para el Acceso a la Universidad (EvAU), también subraya que el 97% aprueba a la primera. Asimismo, recuerda que los aspirantes cuentan con el apoyo de sus familiares y profesores y que llevan dos años estudiando para ello.
Para antes del examen, este experto aconseja encontrar un sitio adecuado para estudiar; llevar una agenda organizada; realizar alguna técnica de relajación antes de acostarse; no tomar fármacos para no dormir; conseguir información sobre exámenes de años anteriores; y visitar antes el lugar donde va a ser el examen, para evitar miedos infundados y sorpresas de última hora.
Para el día del examen, antes de la prueba, Miralles propone a los alumnos ir con tiempo al lugar del examen, y, una vez allí, evitar un repaso en profundidad, comentar el temario con los compañeros y hablar con los que estén muy nerviosos. Asimismo, recomienda poner en práctica técnicas de relajación y respiración abdominal.
Durante la realización de la prueba, este experto aconseja leer todas las preguntas preguntar al examinador la que no se entienda bien; comenzar el examen por la pregunta que mejor sepan para ganar confianza; llevar un reloj para controlar el tiempo que resta de examen; exponer cada idea en un párrafo y subrayar las más importantes, o repasar las respuestas.
Para quienes se queden en blanco en mitad de una prueba, Miralles aconseja parar un momento y escribir en un folio diez palabras que empiecen por la misma letra para desconectar del examen.
"Celebra que el examen ha finalizado. Lo normal es que lo hayas aprobado. Recuerda en todo momento que lo peor que puede pasar es suspenderlo (ocurre en menos del 3% de los casos) y, en dos meses, tendrás el mismo examen, con el mismo temario, el mismo tiempo para hacerlo y habrás podido repasar todo más despacio", concluye.