Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un gran incendio en Bermeo provoca el derrumbe de tres edificios

Un incendio desatado en un inmueble del Casco Viejo de Bermeo ha obligado a desalojar a 200 vecinos y ha provocado ya el derrumbe de tres  edificios dejando sin casa a 70 personas. Las llamas han afetado gravemente a 7 inmuebles. Además, tres bomberos y dos policías que participaban en las tareas de extinción han sufrido heridas leves. Un fallo eléctrico podría ser la causa del incendio, que se ha provocado en un edifico vacío.

El fuego se originaba a las cuatro de la mañana en un inmueble deshabitado de cuatro plantas. A media mañana el fuego quedaba totalmente controlado pero continúan las labores de extinción. El incendio se ha extendido por varios edificios contiguos. Como consecuencia de las llamas, tres edificios se han venido abajo cuando ya habían sido desalojados. Siete inmuebles más han quedado dañados gravemente.
Los servicios de emergencias han tenido que ser desalojadas de sus casas y 70 se han quedado sin hogar.
La alcaldesa de Bermeo, Idurre Bideguren, ha explicado en Radio Euskadi que varias calles del Casco Viejo han sido desalojadas y que el fuego ha afectado también a parte del tejado del Ayuntamiento, que ha resultado dañado.
Fuentes de la Ertzaintza han informado a elcorreo.com de que han sido cuatro las calles cuyos vecinos han tenido que ser desalojados. En concreto, los portales 1 al 29 de la calle Nardiz tar Jon, del 16 al 26 de la calle Erremedio, el 1, 3 y 5 de la calle Nekazari y del 1 al 11 de la calle Intxausti. El Ayuntamiento, una de cuyas fachadas se ha visto afectada, ha realojado a los afectados en los locales del antiguo Hogar del Jubilado.
La Ertzaintza ha añadido que algunas de las personas evacuadas han sido atendidas en el lugar de los hechos por los Bomberos y la Policía Local aunque ninguna de ellas había resultado herida.
Atendidos tres bomberos y dos policías
Además, cinco efectivos del operativo de emergencia que trabaja en la extinción del incendio han tenido que ser atendidos en el lugar de los hechos, aunque no han precisado ser evacuados a ningún centro sanitario, según han confirmado fuentes del Departamento vasco de Seguridad.
En concreto, han tenido que ser atendidos tres bomberos, un agente de la Ertzaintza y un agente de la Policía local de Bermeo, que han resultado afectados por inhalación de humo o sufrido contusiones. Todos ellos han podido seguir posteriormente con sus tareas.