Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Científicos estadounidenses afirman que la 'barriga cervecera' es un mito

Científicos estadounidenses afirman que la 'barriga cervecera' es un mitoGtres

Un nuevo estudio estadounidense dice que la denominada 'barriga cervecera' no es más que un mito, ya que la culpa no la tiene la propia cerveza, sino el alcohol y la comida basura con mucha sal que suele acompañar el 'ritual' de ingerir esta bebida.

Los expertos de la Universidad de California niegan cualquier vinculación entre la cerveza y el tener una gran barriga. En otras palabras: el alcohol de la cerveza no puede favorecer al desarrollo de grasa en la zona abdominal, informa Russia Today.

"La barriga cervecera es un mito. La principal fuente de calorías en las bebidas alcohólicas es el alcohol", señala Charles Bamforth, un profesor de la Universidad de California, al diario 'The Washington Times'. Hace hincapié en que no hay nada "mágico" en la cerveza, la culpa la tiene el alcohol.  

"Bebes más cerveza que vino o licor, por lo que tienden a tener una mayor ingesta de calorías. Estamos hablando de una diferencia entre varios cientos de calorías y un par de cientos por una noche", explica el nutricionista. 

El consumo excesivo de alcohol puede causar la acumulación de líquido en el área abdominal y dañar el hígado, produciendo trastornos en el metabolismo.

Bamforth sugiere que el exceso de peso tiene que ver más con el estilo de vida que con la cerveza. Además del líquido espumoso, muchos bebedores de cerveza también disfrutan de salchichas, patatas fritas o hamburguesas y hacen poco ejercicio físico.