Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Catalá asegura que las víctimas de violencia de género serán "prioridad absoluta" de la justicia española

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha afirmado que las víctimas de la violencia de género serán una "prioridad absoluta" de la justicia española, durante su intervención en la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados, en donde ha explicado las líneas de trabajo que Justicia llevará a cabo en los próximos cuatro años.
Así, ha destacado como ejes fundamentales de actuación de su departamento para la próxima legislatura la perfección del modelo de lucha contra la violencia de género y la protección de los menores inmersos en procesos judiciales.
Concretamente, ha indicado que uno de sus retos es crear una justicia española impartida "para las personas" y que no dé la espalda a ningún colectivo vulnerable. Entre ellos, ha destacado la "prioridad absoluta" que tendrán las víctimas de violencia de género, apostando por llevar a cabo un nuevo modelo integral, con planteamiento transversal, que alcance al conjunto del ordenamiento jurídico y a todos los servicios que presta la Administración.
En este sentido, el ministro ha recordado el Pacto de Estado en materia de Violencia de Género al que el Congreso llegó por unanimidad el pasado 15 de noviembre. Un hecho que, a su juicio, es "un magnífico comienzo" para trabajar los partidos de manera conjunta.
FOMENTAR LAS 'SALAS AMIGABLES'
Dentro de estas prioridades también ha incluido otra "la protección de los menores" que se encuentran inmersos en un proceso judicial para lo que ha propuesto "fomentando un tratamiento específico para ellos" a través de "la implantación de un protocolo que sea absolutamente garantista con sus derechos".
En este sentido, también ha abogado por el impulso de las salas amigables, adaptadas a las necesidades de los niños en los entornos judiciales. "Allí donde se han implantado ha sido una magnífica experiencia y deberíamos ser extensivos a la totalidad del territorio nacional", ha señalado.
Para Catalá, este paquete de acciones que incluye lucha contra la violencia de género y la protección del menor debería complementarse también con una Ley Orgánica del Derecho a la Defensa que, según ha indicado, situaría a España "en un referente en la protección de los derechos de los ciudadanos ante la justicia".