Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nadie escucha a Hazte Oír

Los regidores de las principales ciudades españolas se oponen a que el autobús de Hazte Oír con el mensaje 'Los niños tienen pene. Las niñas tienen vulva. Que no te engañen', recorra sus calles. La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha inmovilizado el vehículo para evitar que se produzca "un delito de odio". Barcelona ya ha anunciado que les paralizará y sancionará con multas de hasta 3.000 euros y Valencia, a través de su alcalde, Joan Ribó tampoco le dejará circular invocando la normativa publicitaria. La organización ha anunciado que sacará "más autobuses a la calle" después de la "retención ilegal" por parte de la Policía Municipal, un hecho que ya ha denunciado ante la Policía Nacional.

Manuela Carmena ha asegurado este miércoles que "El Ayuntamiento ha utilizado los medios que tiene a su disposición para evitar que se produzca un delito de odio en relación con esa falta de respeto a la identidad sexual". Además ha añadido que las medidas tomadas por el Consistorio han sido las "pertinentes".
La Policía Municipal procedió ayer a inmovilizar el vehículo que circulaba por las calles de la capital con el mensaje 'Los niños tienen pene. Las niñas tienen vulva. Que no te engañen' por "incumplir la ordenanza de publicidad en los autobuses", que sólo permite que vaya en la de los vehículos de la EMT. Además, también lo denunciaron inicialmente por incumplimiento de la ordenanza de publicidad del Ayuntamiento de Madrid.
La inmovilización en una nave de Madrid con custodia policial se ha producido hasta que se pronuncie la Fiscalía sobre qué hacer en relación a un posible delito de lgtbifobia, han señalado fuentes municipales.
El autobús de la campaña de Hazte Oír tenía previsto viajar hacia Valencia estos días pero en la capital del Turia tampoco podrá hacerlo.
Valencia no quiere que el autobús circule
El alcalde de València, Joan Ribó, ha advertido este miércoles de que el autobús de Hazte Oír "no va a estar" en la ciudad ya que, según ha asegurado, existe una ordenanza sobre publicidad que establece que se debe pedir permiso en estos casos y "nosotros no queremos autobuses de este tipo".
"Como llegue a València, en València no va a estar, porque hay una ordenanza de publicidad que en el artículo 13 dice que debe pedir permiso y nosotros no queremos autobuses de este tipo", ha subrayado para añadir que este mismo miércoles se ha desplegado la bandera LGTB en el Ayuntamiento de la ciudad y se celebrará una "gran concentración" esta tarde para mostrar la "repulsa" contra este tipo de acciones.
Barcelona multará al autobús
La ciudad condal tampoco permitirá la presencia del vehículo de Hazte Oír en sus calles y para lograrlo ha anunciado que paralizará y sancionará con multas de hasta 3.000 euros el autobús contra los niños transexuales.
En declaraciones a los medios este martes en el Ayuntamiento de Barcelona, la concejal de Feminismos y LGTBI, Laura Pérez, ha advertido a la asociación: "El autobús no tiene permiso para circular por la ciudad, no es bienvenido".
En el momento que el autobús llegue a Barcelona --previsiblemente el viernes-- el consistorio "no se quedará de brazos cruzados" y aprovechará todo el margen que tiene para sancionar su actividad.
Hazte Oír anuncia "más autobuses a la calle"
El portavoz de Hazte Oír, Pablo Santana, ha asegurado que la organización sacará "más autobuses a la calle" después de la "retención ilegal" por parte de la Policía Municipal que se produjo ayer en Madrid y ha apuntado que cuando consigan 'liberarlo' del parking de Coslada en el que se encuentra se pondrá a circular delante del Consistorio.
Un grupo de militantes de Hazte Oír se han concentrado este miércoles ante las puertas del Ayuntamiento con carteles en los que se podía leer 'Libertad de expresión. Carmena censora'. "Estamos aquí para protestar y pedir libertad de expresión. Pedimos a la alcaldesa, Manuela Carmena, que nos deje sacar el autobús porque puede circular perfectamente, tiene todos los permisos", ha declarado Santana.