Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Excrementos de perro a domicilio para concienciar a sus dueños

El ayuntamiento de Bruñete no quiere excrementos de perro en sus calles y ha llevado adelante una campaña de concienciación innovadora. Una veintena de voluntarios han sido los encargados de recoger las cacas que sus dueños no recogieron de la vía pública, guardarlas en cajas y entregarlas a domicilio como si de objetos perdidos se trataran. El paquete va acompañado de una nota en la que se les recuerda que la próxima vez que no recojan las deposiciones de sus mascotas deberán pagar 300 euros de multa.