Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Buscan al asesino de Facebook por todo EEUU y ofrecen 50.000 dólares de recompensa

Extienden a todo el país  la búsqueda del asesino de Facebook con 50.000 dólares de recompensatelecinco.es

La Policía busca por todo el país al hombre que asesinó a un anciano en Ohio y colgó el vídeo en Facebook por el país, tras admitir que podría haber burlado los controles para salir del estado. Ahora la caza está abierta después de que las autoridades ofrecieran 50.000 dólares de recompensa por la captura de Steve Stephens, el responsable de la muerte del hombre de 74 años.

La Policía ha pedido ayuda ciudadana para la captura de Steve Stephens, que fue visto por última vez el pasado domingo en Cleveland.
En el vídeo, que el asesino colgó en Facebook aparece Robert Godwin con las manos en alto tratando de defenderse de su agresor, que le dispara en la cabeza.
El asesino asegura que ha cometido otros crímenes, aunque a la Policía no le consta, según lo publicado por el periódico ABCNews.
"Esta es una búsqueda nacional, explicó el jefe de la Policía de Cleveland, Calvin Williams, en una conferencia de prensa. "Buscaremos hasta debajo de las piedras", dijo.
El agente aseguró que no se "han determinado los motivos de la agresión. Hemos hablado con varias personas vinculadas y no creemos que exista una razón que explique lo sucedido."
Hay una recompensa de 50.000 dólares para cualquier que pueda ofrecer pistas que lleven al arresto de Steve Stephens.
"No sabemos dónde está". "En este momento podría ser un montón de lugares", dijo Stephen Anthony, agente especial del FBI.
Las autoridades informaron que los detectives mantuvieron contacto telefónico con Stephens poco después del asesinato y de colgar el vídeo en Facebook, pero no fueron capaces de rastrearlo o convencerlo de que se entregara.