Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Botella afirma que "un país que castiga a quien lo intenta es un país sin iniciativa"

Ana Botella ha afirmado este jueves que no cree que Madrid deba buscar la celebración de los Juegos del año 2024 despejando así cualquier duda sobre el posicionamiento del Ayuntamiento tras la caída en primera ronda en Buenos Aires. La alcaldesa de Madrid ha reafirmado su "compromiso político y personal" con la ciudad sin entrar en la propuesta de primarias defendida por Esperanza Aguirre, presente en el desayuno informativo.

"Creo que en este momento la carrera olímpica ya nos ha proporcionado todos los beneficios que podemos esperar de ella en los próximos años. Creo, por tanto, que Madrid no debe buscar la celebración de los Juegos del año 2020", ha declarado en un desayuno informativo.
También ha precisado que ningún proyecto del sueño olímpico "quedará en el aire", como La Peineta y el Centro Acuático.
Fin al sueño olímpico
La alcaldesa ha afirmado tras la caída en Buenos Aires del sueño olímpico que "un país que castiga a quien lo intenta es un país sin iniciativa" y que la capital española es "una ciudad que no organizará los Juegos (del año 2020), nada menos pero nada más".
La primera edil ha aseverado en un desayuno informativo que las expectativas creadas en torno a la candidatura "no fueron una invención de nadie sino que tenían un fundamento razonable" aunque ha reconocido que en las últimas semanas probablemente se llevara la ilusión "un poco más allá de lo que se debía".
"Lo hicimos los políticos, los medios de comunicación, los deportistas... pero no creo que eso sea algo por lo que debemos mortificarnos en exceso", ha apuntado. Su receta ha ido por el sentido contrario. "Tenemos que volver a ilusionarnos porque tener ilusión es indispensable para progresar", ha añadido.
"Compromiso político y personal"
La alcaldesa ha reafirmado "mi compromiso político y personal con la ciudad de Madrid", ha afirmado hasta en dos ocasiones sobre su futuro en la política madrileña. "Estoy hoy y mañana al servicio de los madrileños y seguiré trabajando por los madrileños con la misma ilusión con la que empecé hace diez años", ha apostillado.
En cuanto a las primarias y a la pregunta directa de si se presentará a las elecciones de 2015, Botella ha declarado que "no es el momento de proclamación de candidatos" y que "en este momento no hay primarias en el PP".También ha recordado que las primarias deberían ser planteadas en un congreso y que lo más adecuado sería que esta cuestión se la preguntasen directamente a quien la ha propuesto, la presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre.
"Cup of café con leche"
Ana Botella ha arrancado las risas y los aplausos de los asistentes al desayuno iniciando su intervención deseando que los invitados les hubieran servido un café con leche afirmando que conoce muy bien el humor español y que ella también se ríe de sí misma.
"Espero que les hayan servido a todos un café con leche (risas)", ha bromeado desde el Ritz, en un desayuno que ha contado con la presencia de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saéz de Santamaría; el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón; la presidenta del PP, Esperanza Aguirre; el presidente de la Comunidad, Ignacio González; el presidente del Congreso, Jesus Posada, el expresidente de Bankia, Rodrigo Rato, y el exministro Eduardo Zaplana.
"Yo conozco bien el sentido del humor del país y yo me río también de mí misma", ha asegurado al ser preguntada sobre si le ha parecido excesiva la polémica. Botella, con este guiño, se refería a una de las frases más comentadas desde la presentación que hizo de la candidatura olímpica en Buenos Aires, donde invitó a los miembros del COI a degustar un "relaxing cup of café con leche in Plaza Mayor" o una "romantic dinner en el Madrid de los Austrias".