Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Reprocha al médico que le aconsejó abortar a su hija con síndrome de Down

Emersyn, niña con síndrome de DownParker Miles

Courtney Baker es una mujer feliz, y más aún desde que tuvo a su última hija Emersyn, diagnosticada con síndrome de Down por el médico que la atendía. Ahora, esta madre ha enviado una carta a su ginecólogo para recordarle que no le hizo caso y no siguió su consejo de abortar a su bebé porque, según él le traería “una mala calidad de vida”. Ha sido ha través de una carta que ya es viral en la redes.

De eso se ha encargado el portal Parker Miles, conocido por su postura antiabortista. Como recoge CNN, la carta de Courtney ha tenido una difusión masiva a través de la redes sociales y está acompañada de una imagen de la pequeña Emersyn sujetando entre sus manos la misiva dirigida al ginecólogo que atendía a su madre.

En el escrito, Courtney le recuerda que "llegué a ti durante el momento más difícil de mi vida. Estaba aterrorizada, ansiosa y angustiada. No sabía la verdad de mi bebé y necesitaba eso de ti. Pero en lugar de apoyarme y darme ánimo sugeriste que abortáramos a nuestro hijo".

Y añade con un duro tono de reproche,"desde esa primera visita temíamos nuestras citas. El momento más difícil en mi vida se hizo insoportable porque nunca me dijiste la verdad. Mi hija era perfecta".

Incluso le recuerda al médico sus palabras, "me duele que estés tan equivocado de que un bebé con síndrome de Down reduciría nuestra calidad de vida. Me rompe el corazón pensar que puede que le hayas dicho eso a una madre hoy.

Ahora, con su hija entre sus brazos, intenta convencerle de lo equivocado de sus consejos: "Emersyn no sólo le ha dado calidad a nuestra vida, ha tocado miles de corazones. Nos ha dado un propósito y una alegría que es imposible de expresar. Nos ha dado sonrisas más grandes, más risas y besos más dulces de los que jamás habíamos conocido. Nos abrió los ojos a la verdadera belleza y al amor puro".

Courtney termina su carta ofreciendo unos consejos a su ginecólogo para que sepa cómo actuar si ha de enfrentarse de nuevo a un caso como el suyo. "Mi oración es para que ninguna otra madre deba pasar por lo que yo pasé. Oro para que tú, también, veas la verdadera belleza y amor en cada ecografía. Y oro para que cuando veas el siguiente bebé con síndrome de Down amorosamente instalado en el útero de su madre la miras y le digas la verdad: 'Tu hijo es perfecto'", le asegura.