Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los pediatras de Atención Primaria aseguran que las plazas MIR y EIR son "insuficientes" para cubrir las necesidades

La Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap) ha denunciado que el número de plazas de formación de médico interno residente (MIR) y enfermero interno residente (EIR) incluidas en la convocatoria 2016-2017 son "insuficientes" para la especialidad de Pediatría ya que "no permitirán cubrir sus necesidades" dentro del Sistema Nacional de Salud (SNS).
La convocatoria presentada por el Ministerio de Sanidad incluye 413 plazas para futuros pediatras, 13 más que en la convocatoria anterior, y entiende que con las plazas convocadas se garantiza la reposición de las vacantes por jubilación que se produzcan en los próximos 15 años en todas las titulaciones sanitarias.
Sin embargo, AEPap defiende que en el caso de la Pediatría no será posible dado que "ya existe un déficit importante". De hecho, se estima que casi el 25 por ciento de las plazas de pediatría en Atención Primaria no están cubiertas por profesionales de esta especialidad.
Además, critican que los nuevos MIR de Pediatría finalizarán su formación en el 2020 y ese año se prevé la jubilación de al menos 305 pediatras de Atención Primaria, a los que también habría que sumar las jubilaciones de los de los hospitales.
"Se necesitaría que más del 70 por ciento de los nuevos pediatras optaran por trabajar en los centros de salud para cubrir las plazas de atención infantil. En la actualidad, hay comunidades como Cataluña, Canarias o Murcia donde la edad media de los pediatras de primaria es elevada", según denuncian.
En cuanto a las plazas de enfermería pediátrica la situación es incluso peor, añade la AEPap, ya que el aumento es de tan solo un 1,7 por ciento (de 112 a 114), con lo que no se llegan a cubrir los déficits actuales. Además, hay siete comunidades autónomas (Canarias, Cantabria, Extremadura, La Rioja, País Vasco, Navarra y Comunidad Valenciana) donde ni siquiera se han convocado plazas de enfermeras especialistas en niños.
A esto se une que actualmente hay comunidades como Madrid, Murcia y El País Vasco donde casi el 30 por ciento de las plazas de pediatría no tienen enfermeras con dedicación preferente a niños, y varios profesionales comparten las enfermeras, en muchos casos a tiempo parcial. Y un caso "preocupante" es el de Andalucía, donde menos del 10 por ciento de las plazas de pediatría cuentan con enfermería pediátrica.
"Las enfermeras que desarrollan su labor en pediatría no pueden desempeñar todas las funciones que tienen encomendadas y solamente un 30 por ciento de las enfermeras realizan el programa de salud infantil y el seguimiento de niños enfermos crónicos como debería ser su labor", según Concepción Sánchez Pina, presidenta de la AEPap.