Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los padres de Ashya huyeron porque "si sobreviviera a la radioterapia sería un vegetal”

Los padres de Ashya King, Naghemeh y Brett, en libertad desde la pasada noche cunando la Fiscalía británica levanto la orden contra ellos, han explicado en rueda de prensa que todo lo han hecho por “el bien” de su hijo de cinco años, con cáncer cerebral. “La radioterapia es muy fuerte para un niño y si sobrevive será un vegetal”, ha explicado el padre que también ha querido agradecer el apoyo recibido de la prensa y los Gobiernos de España e Inglaterra.

Los médicos en Inglaterra nos dijeron que si no seguíamos con el tratamiento nos quitarían la custodia, ha explicado el padre de Ashya. Por eso, ha proseguido, “vinimos a España para vender nuestra casa en la Costa del Sol y pagar el tratamiento privado para mi hijo” porque “Inglaterra no lo iba a sufragar”.
“Hablamos con los médicos en Inglaterra para decirles que nos íbamos a otra clínica para tener un servicio médico mejor”, ha asegurado el padre. “La radioterapia es muy fuerte para un niño y si sobrevive mi hijo será un vegetal”, ha sentenciado.
Ashya King se encuentra estable en el hospital Materno Infantil de Málaga, donde ha estado bajo custodia policía y junto a su hermano mayor, de 20 años, mientras sus padres estaban detenido.
Fue Reino Unido quien emitió una orden de búsqueda y captura internacional contra el matrimonio por llevarse al menor del hospital británico sin consentimiento médico. Pero como ellos mismo han explicado hoy, si se negaban a que el niño recibiera radioterapia le podían quitar la custodia e informaron a los médicos ingleses de su intención de someter a su hijo a otro “tratamiento mejor”.