Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Por qué han cambiado de opinión los pediatras de Andrea?

El servicio de Pediatría del Complejo Hospitalario Universitario de Santiago (CHUS) ha atribuido a "los cambios clínicos de las últimas horas" en el estado de Andrea su modificación de postura para acceder a retirarle la alimentación artificial y proceder a sedarla. El abogado de la familia, por su parte, cree que la decisión se ha visto motivada por la mediación de un juez en el caso.

Fuentes consultadas por Europa Press han explicado que estos "cambios clínicos" son, en concreto, "un empeoramiento" en el estado de salud de la niña de 12 años con una enfermedad degenerativa irreversible para la cual sus padres piden una muerte digna.
El abogado de la familia Lago-Ordóñez, Sergio Campos, dijo desconocer la razón exacta por la cual el equipo médico "rectifica la postura inicial", pero ha dicho "sospechar" que está motivada por la mediación del magistrado del Juzgado de Primera Instancia número 6 de Santiago, Roberto Soto, quien la semana pasada adoptó varias medidas en relación a este caso, como solicitar el expediente clínico completo de la menor y que ésta fuese sometida a un reconocimiento forense.
Sin embargo, en un comunicado emitido por el CHUS ha remarcado que los pediatras han informado al juzgado y a los padres de que, posteriormente al envío el pasado viernes de un informe sobre la situación clínica de la menor, ha habido "cambios clínicos" en "las últimas horas".
Modificaciones en el tratamiento
"A raíz de dichos cambios, este servicio informó también a los padres de las modificaciones que se están llevando a cabo en el tratamiento nutricional de la paciente, sobre los que estos mostraron su conformidad", reza el texto.
Por ello, "el servicio de pediatría del CHUS entiende que su actuación se viene adecuando en todo momento a lo establecido en la normativa vigente y al ejercicio de una adecuada práctica clínica".