Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Amparo Pérez no ha sido desalojada

Esta mañana Amparo llegaba a su casa sabiendo que iba a ser el último día. "Me está matando", declaraba afectada la anciana de 86 años. Arropada por un centenar de vecinos, esperaba la llegada de la policía. Durante la espera hasta sonó alguna canción protestando por la expropiación. Los activistas de Stop Desahucios consideran que esta expropiación es ilegal y en protesta acamparon esta noche en los terrenos de la casa. Hoy se cumplían los quince días para que Amparo abandonase la vivienda. Desde primera hora de la mañana estuvieron preparados y pidiendo que Amparo Pérez se quedase en su casa. Algunos se preguntaban si era necesario pasar el vial por encima de la casa de Amparo e incluso si era necesaria esa carretera. Todos apoyaban a la anciana y pedían que le dejasen seguir viviendo en su casa. Como estaba previsto, aparecieron los representantes del Ayuntamiento de Santander y los miembros de Stop Desahucios les recriminaron que "en ningún momento en el decreto indicaron que dicha ocupación iba a ser voluntaria". Hoy  Amparo ha conseguido quedarse en su casa, pero no sabe hasta cuándo.