Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Adrián Paenza, divulgador mundial de la Matemática, denuncia el trato "injusto" a esta ciencia en el sistema educativo

Defiende que todos los niños están capacitados para esta materia, pero que hay que enseñarla de forma "atractiva"
El doctor en Ciencias Exactas, periodista y Premio Leelavati 2014 al mejor divulgador de Matemática del mundo, Adrián Paenza, denuncia el trato "injusto" a esta ciencia en el sistema educativo de "casi todos" los países y defiende que no sólo es aritmética, sino también "es juego, sirve para resolver situaciones de la vida cotidiana de los niños, da respuesta a sus preguntas y ayuda a pensar".
"Decir que lo que se enseña en los colegios es Matemáticas, es muy injusto para las Matemáticas", sostiene en una entrevista con Europa Press este experto argentino que acaba de publicar 'Matemática para todos' (editorial Debate), para intentar acabar la "percepción equivocada" que hay en la sociedad sobre esta ciencia y defender que "todas" las personas están capacitadas para comprenderla.
Paenza lamenta que se asocie la Matemática a operaciones de cálculo. "Es como decir que el fútbol es tiro libre", apunta. Tampoco entiende la forma en que se imparte en "casi todos" los sistemas educativos del mundo, donde, a su juicio, "se dan soluciones a problemas que los niños no se plantean", de manera que "no ven la aplicación de lo que les enseñan en la escuela". "En la vida, primero vienen los problemas y después las soluciones", añade.
Según explica, enseñar a codificar un mensaje, a cómo darle efecto a una pelota para que curve, a trabajar con un pequeño robot o a hacer estimaciones, "son cosas que tiene que ver con la vida real y los intereses de cada niño". "Usar las Matemáticas como algo recreativo es el punto central para que los niños presten atención a esta ciencia", apostilla.
Paenza alerta de que los jóvenes, tras más de diez años estudiando Matemáticas en el colegio, entre Primaria y Secundaria, el beneficio del tiempo invertido en esta materia es "muy pobre", lo que le lleva a afirmar que "algo está funcionando mal".
A su juicio, la tarea del docente es "generar preguntas" en sus alumnos y no darles las respuestas; "prender su curiosidad" y potenciar sus destrezas. Pero para eso, según este matemático, "hay que darles la oportunidad de hacerlo"
EN CONTRA DE LAS EVALUACIONES PORQUE "SEGREGAN"
Preguntado por las evaluaciones internacionales de la OCDE o las evaluaciones que se hacen en varios sistemas educativos del mundo al final de cada etapa, como planteaba la LOMCE, Paenza afirma que no cree en ellas y las compara con los test para medir la inteligencia: "Hay niños a los que les va bien y a otros mal".
A su entender, las evaluaciones pueden tener "graves" consecuencias en el alumnado porque "segregan de manera brutal a las personas". "Llevo cuarenta años de docente y he visto de todo: El alumno que venía con un buen expediente y parecía que se lo iba a llevar todo por delante y al final nada y el que había que empujarle al principio y acabó destacando sobre el resto", explica.
"Hay que tener mucho cuidado con estas pruebas", alerta este experto matemático, que asegura que pueden dejar fuera a niños con grandes cualidades. "Tampoco hay que ser el primero en todo, la vida real no es así", pues, según apunta, no está restringida para los que corren más rápido ni para los que saltan más alto: "Para eso ya están los Juegos Olímpicos".