Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Hemos sabido decir 'no' a los poderosos y a ciertos intereses"

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha centrado su discurso de apertura del Comité Federal del PSOE en poner de manifiesto su apuesta por la protección y la cohesión sociales como eje de su política durante la crisis económica. Zapatero ha resaltado que éstas son las señas de identidad del partido, los "pilares" de las victorias de 2004 y en 2008 y que responde con el "mismo guión" a las situaciones de bonanza y a las de crisis.
Zapatero ha destacado que la paz, la estabilidad y la cohesión social "no se improvisan", sino que son "consecuencia de una acción de gobierno", y que es precisamente "en las épocas de crisis" donde se pone de manifiesto la "identidad" de un proyecto político.
Saber decir 'no'
A este respecto, ha precisado: "Hemos tenido que elegir y hemos dicho 'no' a abaratar el despido, a reducir las prestaciones sociales", y por el contrario, "hemos dicho 'sí' a mantener la protección social, a aumentar las becas, las pensiones mínimas y las ayudas a la vivienda y la dependencia".
"Hemos sabido decir 'no' a los poderosos y a ciertos intereses", ha proseguido el presidente del Gobierno, que ha denunciado: "Al albur de la crisis, aquellos a quienes les gustaría otro modelo de sociedad se han empleado a fondo".
La crisis

A su juicio, frente a estos supuestos intereses, el Ejecutivo que preside ha dicho "sí a quienes dependen de su trabajo", una prioridad en la que se reafirmó, concluyendo: "Cuando se supere la crisis y miremos atrás, podremos ver que, como partido socialista, hemos sabido anteponer la cohesión y la protección social".
Zapatero ha añadido que "hemos pasado lo peor de la recesión, pero aún no sus efectos", y ha reconocido que no puede vaticinar "cuándo la recuperación del crecimiento repercutirá en una recuperación del empleo".
¿Divisiones internas?
Por otra parte, el PSOE se esfuerza por dar una imágen de unidad. En las últimas fechas el abandono de sus escaños en el Congreso por parte de los ex ministros Pedro Solbes, Jordi Sevilla y César Antonio Molina han disparado los rumores sobre las diferencias internas en las filas socialistas. En este contexto el PSOE celebra su Comité Federal, que ha comenzado con un mensaje unitario que los 'barones'.
Prueba de ello las declaraciones del ministro de Fomento y secretario de Organización del PSOE, José Blanco, que ha asegurado que "la opinión publicada" acerca de posibles desavenencias internas en su formación "no se corresponde con lo que pasa" en él, pues el socialista es "un partido muy cohesionado en torno a un proyecto, en torno a un liderazgo, y muy respaldado por los ciudadanos españoles".
En la misma línea se ha manifestado el lehendakari Patxi López, "será un Comité Federal para decir la verdad, que es que el partido no está tan mal como algunos piensan". También, la ministra de Defensa, Carme Chacón, ha explicado que en el PSOE están "unidos y unidísimos en un momento complicado para el país, más unidos que nunca", ha remarcado.