Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El rescate de los 33 mineros empezará el miércoles

El rescate de los 33 obreros atrapados en la mina chilena de San José desde el 5 de agosto comenzará el próximo miércoles y se prolongará durante dos días. Así lo ha asegurado el ministro de Minería de Chile, Laurence Golborne.
Su estimación responde a los cálculos elaborados por los expertos después de que el sábado la perforadora T-130 haya terminado la chimenea de salida por la que los 33 atrapados abandonarán el refugio en el que han permanecido enclaustrados durante más de dos meses.
"En el curso del día se han ido retirando las barras en la perforadora y se efectuó ya el desquinche, es decir la rotura de la roca que se requería para dar espacio a la cápsula Fénix que va a llegar abajo", ha detallado Golborne.
Para conseguir llegar a los mineros, según ha explicado el ministro, se utilizó una explosión controlada que ellos mismos realizaron desde el interior. "No tuvo ninguna consecuencia, yo he revisado esto con cámara de televisión y quedó muy bien hecho", ha asegurado el titular de Minería.
Salida escalonada
"Se ha revisado también el ducto. Está en muy buenas condiciones, hemos revisado esto con distintos grupos de geólogos y geomecánicos llegando a la conclusión de que este ducto no requiere ser encamisado en forma completa", ha apuntado Golborne. Por ello, para poder sacar a lo mineros se entubarán los primeros 96 metros del túnel.
Los primeros en abandonar el refugio en el que están alojados, serán los que se encuentran en mejores condiciones de salud, para allanar el camino a sus compañeros más débiles e indicar a los técnicos las dificultades del trayecto. Este grupo contará con unas cuatro o seis personas.
"Tras ellos subirán los mayores, los más gorditos, el que tiene diabetes, el que tiene dificultades respiratorias y alguna otra dificultad importante", ha detallado el ministro de Salud Jaime Mañalich.
A continuación emprenderá el ascenso el último grupo, integrado también por algunos de los más fuertes, que permanecerán en el fondo de la mina hasta el final del rescate para ayudar a los perjudicados por el encierro en el caso de que se produzca algún contratiempo.