Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los precios vuelven a subir tras ocho meses en tasas negativas

La tasa española de inflación armonizada, medida igual en todos los países de la zona euro, ha regresado a registros interanuales positivos en noviembre, tras ocho meses de caídas, y se ha situado en el 0,4 por ciento, un punto por encima de la de octubre.
Así lo apunta el indicador adelantado del Índice de Precios de Consumo Armonizado (IPCA), que publica el Instituto Nacional de Estadística, y que desde el pasado marzo registraba tasas negativas, las primeras de la historia de este indicador que comenzó a elaborarse en 1997.
Por la energía
Hasta que se conozcan los datos definitivos, el 15 de diciembre, todo indica a que el IPC ha vuelto a tasas positivas debido, principalmente, al efecto base de los precios de la energía, que llevaban tiempo muy por debajo de los registrados un año antes y que a finales del ejercicio son ya mayores que los de los últimos meses de 2008.
Así, el precio medio del barril Brent de petróleo, de referencia en Europa, ha sido este mes de 77,62 dólares, frente a los 54,75 que costaba en noviembre de 2008.
La tasa del 0,4 por ciento avanzada por el INE se produce después de que en octubre los precios cayesen el 0,6 por ciento en tasa interanual lo que supuso la moderación más significativa de los seis meses anteriores.
Desde 1962
De coincidir este dato con la inflación general (IPC), también supondrá el primer registro positivo interanual tras ocho meses de caídas consecutivas de precios, pero en este caso las primeras desde hacía 47 años, en 1962, primer año del que se tienen datos homologables.
Por tanto, la tasa interanual es dos puntos inferior a la registrada en el mismo mes del año anterior, cuando los precios crecieron el 2,4 por ciento. En los últimos meses desde el Ejecutivo se ha insistido en que el año terminará con tasas positivas de inflación.
Se revalorizan las pensiones
El IPC interanual de noviembre es el que se utiliza como referencia para la revalorización de las pensiones. De confirmarse el dato el próximo 15 de diciembre, Trabajo no tendrá que compensar a los pensionistas este año por la desviación de precios, ya que su pensión subió a principios del ejercicio un 2 por ciento, por encima del dato avanzado para noviembre, con lo que el colectivo ha ganado este año poder adquisitivo.