Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los países de la eurozona activan el plan de rescate a Grecia

España aportará 3.672 millones de euros en 2010 y en total, para el conjunto de los tres años, 9.792 millones de euros, el 12,24 por ciento del total, explicó Salgado.
Los ministros de Economía han aumentado así la asistencia de 30.000 millones de euros a la que ya se habían comprometido para 2010 (y a los que el Fondo Monetario Internacional (FMI) sumará otros 15.000 millones) con el objetivo de salvar a Grecia de la quiebra, calmar a los mercados y restaurar la estabilidad de la eurozona.
También hanactivado formalmente el mecanismo de asistencia financiera, tal y como pidió el Gobierno griego el 23 de abril, lo que permitirá que el dinero vaya llegando a Grecia a medida que los diferentes países completen sus respectivos trámites nacionales, según ha explicado Salgado. Los ministros de Economía de la eurozona constataron que el plan de medidas de ajuste y reformas estructurales que ha aceptado Grecia para equilibrar sus cuentas y evitar la quiebra es sólido y creíble y constituye por tanto una contrapartida suficiente para recibir los préstamos de la UE y del FMI.
El plan, que ha sido negociado por la Comisión, el Banco Central Europeo y el FMI, prevé recortes presupuestarios por valor de 30.000 millones de euros para reducir el déficit público griego del 14,6 por ciento en 2009 a menos del 3 por ciento en 2014. Incluye medidas como nuevas subidas del IVA y los impuestos especiales, supresión de las pagas extra y congelación salarial para los funcionarios durante los tres próximos años y retraso de la edad de jubilación.
El programa de ajuste agravará la recesión en Grecia, según los cálculos del propio Gobierno griego. La economía del país se contraerá un 4 por ciento en 2010, un 2,6 por ciento en 2011 y sólo volverá al crecimiento en 2012 (1,1 por ciento).