Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los niveles de hierro son claves para obtener buenas notas cuando hay buena forma física

Investigadores de las universidades estatal de Pensilvania y la de Nebraska-Lincoln, en Estados Unidos, han observado que los niveles de hierro y una buena condición física pueden resultar claves para obtener buenas calificaciones académicas.
El trabajo publicado en la revista 'The Journal of Nutrition', ha detectado diferencias en el expediente académico entre los estudiantes en función de su estado de forma y sus niveles de hierro, con una diferencia de hasta 0,34 puntos en su media de notas que puede resultar determinante para conseguir una calificación 'B' o una 'A'.
El hierro ayuda al organismo a llevar a cabo tareas básicas como el transporte de oxígeno en sangre. De hecho, su déficit se asocia a mayores niveles de cansancio y un menor rendimiento laboral o académico. Además, recuerdan los autores, se sabe que la condición física es determinante para el estado de salud y afecta al ámbito cognitivo y el aprendizaje.
Sin embargo, el objetivo del estudio era ver si podía haber alguna relación directa entre la condición física y los niveles de hierro con los resultados académicos, para lo que analizaron los datos de 105 jóvenes que se matricularon en Penn State y tenían una nota media de 3,68.
Los datos mostraron que las mujeres con los niveles más altos de hierro tenían las calificaciones más altas. No obstante, en términos generales vieron que el impacto de la condición física fue mayor que el de los niveles de hierro.
"Mejorar la condición física o mantener un alto nivel de actividad es importante para el éxito académico, aunque también hay que asegurarse que la dieta es la adecuada para evitar déficits de nutrientes", ha reconocido Karsten Koehler, uno de los autores del trabajo.