Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de 150 muertos por la represión de la oposición en Guinea

La Policía reprime a los manifestantesReuters
Al menos 157 personas han muerto a consecuencia de la represión policial contra la manifestación convocada este lunes en Conakry por la oposición de Guinea, según las emisoras regionales. Estos medios de comunicación citan fuentes de la oposición y grupos de defensa de los Derechos Humanos. Los muertos fueron víctimas de disparos efectuados por las fuerzas de seguridad.
En el estadio '28 de Septiembre', donde tuvo lugar a protesta, fueron recogidos un total de 87 cuerpos a raíz de la violencia con la que se empleó la Policía y la Guardia Nacional, que lanzó bombas lacrimógenas y a disparó sobre los manifestantes.
Cientos de personas también resultaron heridas, entre los que se encuentran dos ex ministros y líderes de la oposición, Cellou Dalein Diallo y Sidya Touré, cuyas casas fueron saqueadas por los militares. Ambos opositores fueron llevados al campo militar Alpha Yaya Diallo, sede de la junta militar que gobierna Guinea.
Por la soberanía popular
Desde el golpe de estado del pasado 23 de diciembre la junta militar gobierna el país en lo que se presumía una transición hasta las elecciones del próximo enero. Sin embargo, según el Encuentro Africano para la Defensa de los Derechos Humanos (RADDHO), con sede en Dakar, la junta militar tenía la intención de imponer la candidatura de Camara, lo que ha generado las protestas.
La brutalidad policial contra los manifestantes ha sido denunciada por importantes miembros de la sociedad política guineana. El opositor Sidya Touré afirma que los disparos tenían una "clara voluntad de eliminar" a los manifestantes, mientras que el ex primer ministro François Fall denuncia violaciones colectivas de mujeres por las fuerzas de seguridad.
La comunidad internacional denuncia la brutalidad del Ejecutivo guineano y toma las primeras medidas. Francia ha decidido suspender este martes su cooperación militar con su antigua colonia y ha asegurado que presionará a sus socios de la Unión Europea para que adopten sanciones contra los responsables de la sangrienta represión.