Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Al menos 17 muertos tras una cadena de atentados en Kabul

Al menos 17 personas han muerto, entre ellas cuatro ciudadanos indios, un italiano y un francés, y una treintena de personas ha resultado heridas en la cadena de atentados perpetrada por los talibanes en el centro de Kabul.
El primer atentado, obra de un suicida, se produjo hacia las 6.30 hora local (3.30 hora española) cerca de un centro comercial y en la próximidades de los hoteles Safi Landmark y Park Residence, éste último muy popular entre los extranjeros. A continuación se produjeron varias pequeñas explosiones y otros dos asaltantes fueron abatidos, informa la BBC.
Entre los fallecidos está confirmada ya la muerte de cuatro ciudadanos indios, mientras que habría varios más heridos. Asimismo, se ha confirmado que también hay un italiano, que según fuentes de los servicios de inteligencia italianos citadas por los medios de este país, podría ser un agente secreto. Tanto los indios como el italiano se encontraban en el Park Residence.
El Ministerio de Exteriores francés, por su parte, informó de la muerte de un ciudadano galo. "Francia condena con la mayor firmeza este atentado", declaró el ministro de Exteriores, Bernard Kouchner. "Los terroristas han dado prueba, una vez más, del poco caso que le hacen a las vidas humanas, atacando salvajemente a civiles", denunció.
Después de la principal explosión se produjeron al menos otras dos a las que siguieron tiroteos entre los terroristas y las fuerzas de seguridad que duraron varias horas.
Los talibanes se lo atribuyen
Un portavoz de los talibán, Zabihulá Mujahid, se ha adjudicado de la insurgencia la autoría de los atentados, precisando que los ataques habían sido obra de cinco milicianos.
"Nuestros combatientes muyahidines consiguieron atacar el corazón de Kabul una vez más", afirmó, precisando que dos de los milicianos se inmolaron tras hacer estallar sus chalecos con explosivos cerca dl centro comercial y otros tres se encontraban en la planta baja del mismo.
Se trata del mayor atentado registrado en Kabul desde el pasado 18 de enero. Aquel día, hombres armados asaltaron varios edificios del centro de la ciudad y se inmolaron causando la muerte de al menos doce personas.