Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Al menos tres muertos en Grecia en las manifestaciones contra el plan de austeridad

Grecia se paralizaCNN+/Cuatro
Al menos tres personas han muerto este miércoles a causa del incendio provocado en un edificio del centro de Atenas por algunos de los manifestantes concentrados en la capital para protestar contra las medidas de austeridad del Gobierno, según informaron los bomberos.
"Hemos encontrado tres personas muertas en el edificio que se había incendiado", informaron los bomberos en un comunicado. Decenas de miles de griegos se manifestaron este miércoles, en la segunda jornada de huelga general del sector público del país, a la que se han sumado los trabajadores del sector privado. Se trata de la mayor protesta hasta ahora desde que estalló la crisis en el país.
Los trabajadores marcharon por el centro de Atenas encabezados por dirigentes del sindicato comunista PAME. Según las estimaciones policiales, unas 25.000 personas participaron en la marcha.
La Policía se vio obligada a lanzar gases lacrimógenos contra un grupo de unos 50 manifestantes que intentaron irrumpir en el Parlamento. Según la BBC, los manifestantes gritaron "ladrones" a los parlamentarios. Posteriormente se informó además de que algunos manifestantes habían prendido fuego a un edificio en el centro de la capital. Los bomberos tuvieron que evacuar a cuatro personas y se temía que pudiera haber más atrapadas en su interior, según informaron en un comunicado.
Grecia se para
Los sindicatos griegos han convocado protestas masivas para este miércoles, cuando los trabajadores del sector privado se suman a las 48 horas de huelga del sector público. Ilias Iliopoulos, el secretario general del principal sindicato del sector público, ADEDY, ha avanzado que se convocarán más huelgas este mes.
Las sedes ministeriales, las oficinas de impuestos, las escuelas, los hospitales y los servicios públicos permanecieron cerrados ya este martes durante el paro del sector público. El transporte público de las ciudades más importantes y el transporte aéreo han sido interrumpidos este miércoles, al sumarse los trabajadores del sector privado a la huelga.
El martes se movilizó el sector público
Cerca de 4.000 trabajadores del sector público griego participaron ya este martes en las protestas en Atenas contra las nuevas medidas de austeridad, en la primera prueba de fuego para que el Gobierno del socialista George Papandreu demuestre su capacidad de llevar a cabo los recortes presupuestarios acordados con la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) a cambio del paquete de rescate financiero.
El Gobierno presentó al Parlamento, donde goza de una mayoría cómoda, su plan de austeridad para los próximos tres años. El plan contempla recortes en el gasto público y subidas de impuestos que ascienden a 30.000 millones de euros y se espera que sea sometido a votación el jueves.
Profesores, basureros, pensionistas, trabajadores de la construcción y funcionarios, entre otros, se manifestaron frente al Parlamento coreando consignas como "`Nunca, nunca pagaremos por la UE y el FMI" y mostrando pancartas con mensajes como "Tomemos las calles" y "Que paguen impuestos los ricos".
El plan del Gobierno
El plan del Gobierno griego prevé la congelación de los salarios del sector público hasta 2013 y grandes reducciones en las pagas extras y en los complementos, que representan una parte sustanciosa de los ingresos de los funcionarios.
En lo que respecta al sector privado, el Gobierno pretende flexibilizar la legislación que impide a las empresas despedir a más del dos por ciento de sus trabajadores en un mes.
A cambio, Grecia recibirá 110.000 millones de euros en tres años de la UE y el FMI. El plan de rescate pretende disipar el temor al impago de la deuda pública griega y dar tiempo al país para que reinvente su economía.