Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ni reyes, ni vírgenes, ni santos: los gestos de los nuevos alcaldes

Los nuevos alcaldes de las plataformas de izquierda están realizando gestos para desmarcar a los poderes públicos de la Iglesia y de la Corona. Ada Colau, sólo un día después de anunciar que no acudirá a la misa de las fiestas de La Mercè en virtud de la laicidad de las instituciones, ha retirado el busto de Juan Carlos I del salón de plenos del Ayuntamiento de Barcelona. Argumenta que el padre del actual rey ya no es el jefe del Estado, pero tampoco aclara si sustituirá la imagen por otra de Felipe VI. De hecho, el Ayuntamiento va a hacer un inventario de la simbología monárquica en Barcelona para replantearse su permanencia. El propio salón de plenos, que se llama Salón de la Reina Regente, en honor a la madre de Alfonso XIII, puede cambiar de nombre. Colau es de momento la única en cuestionar la presencia de referencias a la monarquía; pero las iniciativas laicas están teniendo más eco. El alcalde de Santiago de Compostela, Martiño Noriega, de Anova, no acudirá a la ofrenda al apóstol.