Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El 80% de los soldados ucranianos se han retirado de Debaltseve

El presidente ucraniano, Petro Poroshenko, ha confirmado que el 80 por ciento de las fuerzas gubernamentales se han retirado ya de la localidad de Debalstseve, en el este del país, y está previsto que les sigan otras dos columnas. La Unión Europea ha avisado de que está "preparada para tomar medidas apropiadas" si continúan los combates en el este de Ucrania y la "clara violación" del alto el fuego en Debaltseve por los separatistas prorrusos.

En una declaración, el mandatario ha explicado que las fuerzas gubernamentales están llevando a cabo una retirada "planeada y organizada" de la localidad, asediada desde hace días por las fuerzas separatistas, que ayer se hicieron con el control de buena parte de ella.
Desde la Unión Europea han advertido de que tomarán medidas por la "clara violación" del alto el fuego. "La Unión Europea está preparada para tomar las medidas apropiadas en caso de que continúen los combates y otros acontecimientos negativos que violan los acuerdos de Minsk", ha declarado la Alta Representante de Política Exterior de la UE, Federica Mogherini.
En una declaración, Mogherini advierte de que las acciones de los separatistas respaldados por Rusia en Debaltseve son una "clara violación" del alto el fuego y reclama a los rebeldes que "cesen todas las actividades militares" en la región.
"Rusia y los separatistas deben implementar completa e inmediatamente los compromisos acordados en Minsk, en línea con la resolución de ayer del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas", ha dicho la jefa de la diplomacia europea, que insiste en la necesidad de respetar la tregua y de retirar el armamento pesado.
Además, reitera el llamamiento de la Unión Europea para que se permita el acceso "inmediato" tanto dentro como a los alrededores de Debaltseve a la misión de vigilancia de la OSCE --que debe supervisar y verificar cómo se pone en práctica todos los puntos del acuerdo de paz--.
"El paso seguro para todos aquellos que quieran dejar la zona debe ser asegurado", añade la Alta Representante al concluir su declaración.