Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

“Una puñalada en la espalda” mató a Ignacio Echeverría

Ignacio Echeverría murió por "una puñalada en la espalda". Así consta en el certificado de defunción. Descartadas, por tanto, las especulaciones que señalaban que Echeverría habría recibido disparos policiales durante la respuesta al atentado terrorista. Después de tres días de búsqueda sin confirmar el paradero de Echeverría y tras un lentísimo proceso de identificación, los familiares pudieron finalmente despedirse de Ignacio. Sin reproches hacia nadie, agradeciendo, pese a todo, el trabajo de los investigadores. Despedida también de su entorno más cercano en Londres: familiares y amigos celebraron una misa presidida por el Obispo de Tuy-Vigo. Aplauso de despedida de la comunidad española en Londres. El cuerpo de Ignacio Echeverría llega hoy a España fletado por el Gobierno.

En las redes, miles de mensajes para Ignacio. Un héroe, un ejemplo. Así le recuerdan con gestos como el de levantar el monopatín al cielo, con saltos, esos que tanto le gustaban Ignacio con distinciones. Todo por su valentía al enfrentarse a los terroristas.