Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Violencia en las calles argentinas en Tucumán tras un supuesto fraude electoral

El supuesto fraude en las elecciones a gobernador de Tucumán, una de las provincias más pobres de Argentina, ha provocado fuertes disturbios, y que los candidatos a las presidenciales de octubre aprovechen para arañar algún voto. El domingo ganó allí con amplio margen el candidato oficialista pero la oposición asegura que se quemaron más de 40 urnas.  Antes esta situación, más de 10.000 personas se manifestaron en una céntrica plaza de Tucumán tranquilos, con velas, cacerolas y la palabra fraude en la boca, pero la mecha se encendió cuando un agente roció a los manifestantes con un extintor. Balazos de goma y gases lacrimógenos por parte de la Policía y piedras por parte de los ciudadanos. La noche se saldó con decenas de heridos en un país que no está acostumbrado a la dura represión policial y que le ha costado el puesto al jefe del cuerpo.