Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cuatro presos muertos en un nuevo motín en una cárcel brasileña

Al menos cuatro persos han muerto --tres de ellos decapitados-- en la madrugada de este domingo en un motín ocurrido en la prisión Juez Raimundo Vidal Pessoa de la ciudad brasileña de Manaus, según han informado los medios brasileños.
El secretario de Seguridad Pública del estado de Amazonas, Sergio Fontes, ha confirmado estas muertes durante el motín, iniciado sobre la 1.00 horas de la madrugada al parecer por una disputa entre facciones rivales.
Familiares de los presos se han concentrado frente a la prisión para demandar información de lo que ocurre dentro. Un grupo de mujeres intentó bloquear la avenida Duque de Caxias que desemboca en el penal después de que la Policía empleara gas de pimienta contra familiares que protestaban frente a la cárcel. Los familiares fueron alertados por los propios presos del motín a través de mensajes de teléfono móvil.
En torno a las 6.00 horas el motín estaba "totalmente bajo control", según el secreatario Administración Penitenciaria del estado de Amazonas. Efectivos del Batallón de Choque de la Policía Militar acompañados de perros entraron en la prisión para sofocar el motín. Efectivos de la Policía siguen registrando la cárcel.
Varios de los internos implicados en el motín pertenecían a la organización criminal Primer Comando de la Capital (PCC) y fueron trasladados a otra cárcel tras el fin del motín.
La prisión en la que ha ocurrido el motín estaba sin uso desde octubre, pero fue reabierta la semana pasada por el gobierno de Amazonas pese a sus "pésimas condiciones" según la prensa. Hasta 283 presos fueron internados, presuntamente implicados en los motines de Manaus en los que recientemente murieron 60 personas.