Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El policía que mató a un niño que iba con una pistola de juguete: "No me dio otra opción"

Muere un niño de 12 años que llevaba una pistola de juguete tiroteado por dos policíasCory Shaffer, Northeast Ohio Media Group

El agente de policía de Ohio, en Cleveland, Estados Unidos, que disparó a un menor de 12 años que jugaba con una pistola en un parque asegura que el niño "no me dio otra opción". La fiscalia ha hecho pública la investigación sobre la muerte de Tamir Rice, en donde se recoge declaración de hasta 26 testigos. Los agentes respondieron a una llamada de un vecino que había visto a un hombre negro con una pistola en un parque, y al llegar, Timothy Loehmann disparó su arma contra el menor que les apuntaba con el arma de juguete, a pesar de que el oficial con el que iba le dijo que no lo hiciera.

Tamir Rice, de 12 años, falleció el 22 de noviembre del pasado año después de que un agente de policía de Cleveland, en Ohio, Estados Unidos, le disparara al creer que iba con un arma, cuando la pistola era en realidad una pistola de aire comprimido. "Él no me dio ninguna opción. Fue alcanzado y no hubo nada que yo pudiera hacer", es lo que asegura el agente de policía que disparó al menor, tal y como recoge USA Today.
El menor se encontraba en un parque de la ciduad cuando unos vecinos llamaron a la policía al creer que había un hombre negro armada en el lugar. Al llegar al lugar de los hechos, Timothy Loehmann salió del vehículo patrulla y disparó dos veces su arma al ver que el niño le apuntaba con el arma de juguete, a pesar de que el oficial que le acompañaba en el vehículo le dio la orden de no hacerlo.
En el informa de 224 páginas que ha hecho público la fiscalía, se dan a conocer los resultados de la investigación del menor, en el que se incluyen declaraciones de hasta 26 testigos presenciales de los hechos. Algunos testigos aseguran que al descubrir que la persona a la que disparó era menor, Loehmann estuvo muy afectado.