Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Hamás denuncia la violación de la tregua por parte de Israel

Manifestación en favor de PalestinaReuters

Hamás ha acusado a Israel de violar el alto el fuego después de que un palestino hay muerto y siete hayan resultado heridos por disparos del Ejército israelí desde el otro lado de la frontera con la Franja de Gaza, según han informado fuentes médicas palestinas dos días después de la firma de la tregua entre Hamás e Israel.

Un portavoz del Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás) ha acusado a Israel de haber violado el alto el fuego, firmado por mediación de Egipto, y ha anunciado que la organización va a presentar una queja ante El Cairo. La portavoz militar israelí se ha limitado a informar de que se están investigando los incidentes.
Fuentes médicas han precisado que Anwar Qdeih, de 23 años, fue alcanzado de un disparo en la cabeza cuando se aproximaba a la valla de seguridad que separa Gaza de Israel. Por su parte, un familiar del fallecido ha explicado a Reuters, desde el lugar de los hechos, que el joven estaba intentando izar una bandera de Hamás en la valla y un soldado israelí hizo tres disparos al aire antes de que Qdeih recibiera una bala en la cabeza.
Aparte, según las fuentes médicas, otros siete palestinos han resultado heridos por disparos del Ejército israelí desde el otro lado de la frontera desde el comienzo del alto el fuego. Seis de ellos fueron heridos este mismo viernes y el séptimo lo fue ayer jueves, cuando, según los militares israelíes, alrededor de 200 "alborotadores" palestinos intentaron llegar a la valla.
Según el portavoz de Hamás, Sami Abu Zuhri, el movimiento va a "contactar con el mediador egipcio para hablar sobre el incidente". El alto el fuego del miércoles ha puesto fin a ocho días de campaña militar de Israel en Gaza y de disparos de cohetes por parte de las milicias palestinas contra el sur de Israel, en los que murieron 163 palestinos y seis israelíes.
La tregua implica que ambos bandos se comprometen a poner fin a las hostilidades. No obstante, el documento firmado deja por resolver algunos detalles sobre el acceso a la frontera que deberán tratarse en próximos días.
El Ejército de Israel patrulla constantemente la frontera y ha asegurado que sus soldados han sufrido un incremento de los ataques transfronterizos en lo que va de año, como la colocación de artefactos explosivos y el disparo, al menos en una ocasión, de un misil anticarro.