Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Tres muertos y dos heridos por un tiroteo en un edificio de UPS en San Francisco

Tres personas han muerto y dos han resultado heridas a causa del tiroteo que un hombre ha desatado este miércoles en un edificio de la empresa de correos UPS en San Francisco antes de quitarse la vida, según ha informado el portavoz de la Policía local Toney Chaplin.
Un hombre vestido con el uniforme de UPS y armado con dos pistolas ha asaltado el edificio, donde trabajan 350 personas, cuando los conductores asistían a la reunión matinal antes de comenzar el reparto de los paquetes almacenados en las instalaciones de Potrero Hill, un barrio residencial.
"Estaba trabajando y de repente he oído disparos", ha contado Antonio Salic. "He mirado por la ventana y he visto a gente salir corriendo (del edificio). Estaban heridos", ha añadido en declaraciones a CNN. De acuerdo con su relato, varias personas han optado por subir al tejado con las manos en alto para mostrar que no iban armadas y ser evacuadas.
"Un grupo de contacto de la Policía" se ha trasladado inmediatamente al lugar y ha encontrado al asaltante que, al verse acorralado, "ha puesto la pistola sobre su cabeza y ha disparado" sin dar tiempo a que los agentes pudieran intervenir, ha señalado Chaplin.
El portavoz policial ha precisado que, además del atacante, tres personas han muerto y otras dos han resultado heridas a causa de los disparos, por lo que han tenido que ser trasladas al Hospital General Priscilla Chan y Mark Zuckerberg de San Francisco.
Chaplin ha aclarado que, si bien el autor llevaba un uniforme de UPS, no está confirmado que fuera un trabajador. La empresa de correos, por su parte, ha emitido un comunicado en el que precisa que cuatro de sus empleados están "implicados" en el suceso. En cualquier caso, la Policía ha descartado que el incidente tenga carácter terrorista.
Se trata del segundo suceso de este tipo que se produce este miércoles en Estados Unidos. Horas antes un hombre ha abierto fuego contra un grupo de congresistas republicanos en un campo de béisbol de Alexandria, Virginia. Cuatro personas han resultado heridas y el asaltante ha muerto y tras ser abatido por la Policía.