Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El primer ministro irlandés cree que la elección confirma el rechazo popular al "Brexit duro"

El primer ministro en funciones de Irlanda, Leo Varadkar, ha asumido que el resultado de las elecciones adelantadas en Reino Unido es un indicio de que la población ha rechazado la posibilidad de que el país abandone la Unión Europea sin alcanzar una solución de compromiso comercial con las autoridades de Bruselas, el llamado Brexit duro.
Varadkar se ha comprometido a "jugar el papel que corresponde" para que las conversaciones de divorcio entre Londres y la UE se desarrollen de manera "fluida y coherente".
"Los resultados las elecciones me dan a entender que (la primera ministra británica, Theresa May) no tiene un mandato contundente para proceder con este 'Brexit duro', y eso representa una oportunidad para Irlanda", ha hecho saber a través de un comunicado recogido por 'The Irish Mirror'.
Según un estudio del panel de expertos Open Europe, el impacto de un Brexit duro en Irlanda provocaría la reducción permanente del PIB del país en un 3,1 por ciento para 2030, en el peor de los casos. Como mínimo, el país sufriría una contracción del 1,1 por ciento para dentro de 13 años.