Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Más de 1.200 milicianos yihadistas abandonan la región de Damasco

Hasta 1.268 milicianos yihadistas han abandonado la región de Damasco según ha informado este domingo el Centro para la Reconciliación en Siria ruso, dependiente del Ministerio de Defensa ruso. La mayoría habrían entregado las armas para reincorporarse a la vida civil.
"En total, 1.268 rebeldes abandonaron las ciudades. La mayoría de ellos depuso las armas y regresó a la vida pacífica y los otros obtuvieron una posibilidad de marcharse con sus familias a la gobernación de Idlib", explica el documento publicado en la web del Ministerio de Defensa y recogido por la agencia de noticias rusa Sputnik.
Los rebeldes abandonaron nueve localidades en la zona de Wadi Barada, que anteriormente estaba bajo el control de los yihadistas. La zona tienen una importancia estratégica porque abastece de agua a Damasco. "Según las autoridades sirias, el abastecimiento de agua a Damasco debe ser reanudado en un futuro próximo", apunta la nota.
Por otra parte, Rusia ha informado de que dos localidades, Huseiniya y Bargaliya, se han sumado a la tregua, mientras que otras siete (Kafr al-Awamid, Suk Wadi Barada, Deir Kanun, Deir Makran, Kafr al Zeit, Basima y Ain al Fiya) han expresado su deseo de unirse al cese de hostilidades.
El pasado 30 de diciembre entró en vigor la nueva tregua en Siria, mediada por Rusia y Turquía, que son países garantes de la misma y controlan su cumplimiento mediante una comisión mixta. El día 31 la tregua fue apoyada por la ONU con la Resolución 2336 del Consejo de Seguridad.