Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Manifestantes palestinos lanzan huevos y zapatos al ministro de Exteriores canadiense

Decenas de manifestantes palestinos han lanzado huevos y zapatos al ministro de Asuntos Exteriores canadiense, John Baird, durante su visita a Ramala para protestar por la política exterior proisraelí del Gobierno de Ottawa.

"¡No eres bienvenido!", han gritado los manifestantes, convocados por las juventudes del partido palestino Al Fatá, al que pertenece el presidente palestino, Mahmud Abbas. El incidente ha ocurrido a la salida de la sede del Ministerio de Exteriores palestino, donde Baird se ha reunido con su homólogo, Riyad al Maliki.
Canadá ha votado contra la propuesta de resolución palestina presentada en el Consejo de Seguridad para fijar 2017 como fecha para la retirada israelí de Cisjordania. Además, Baird ha protagonizado un cruce de declaraciones con dirigentes palestinos en las últimas semanas.
En concreto, Baird ha instado al negociador jefe palestino, Saeb Erekat, ha pedir disculpas por comparar a Israel con el Estado Islámico en unas recientes declaraciones. "No hay diferencia entre el terrorismo de Abu Bakr al Baghdadi (califa del Estado Islámico) y el terrorismo de Israel", dijo Erekat.
Para Baird, estas declaraciones suponen un perjuicio para la lucha contra el Estado Islámico. Sin embargo, Erekat respondía este mismo viernes con un artículo publicado en el diario canadiense 'The Globe and Mail'. "Es John Baird quien debe disculparse con el pueblo palestino", era el título.
"Tras años escuchando a Baird legitimar la banalidad y brutalidad de medio siglo de ocupación israelí, le digo a Baird: basta (...). Si hay alguien que tiene que disculparse, es el propio Baird. Debería disculparse con sus propios conciudadanos, muchos de ellos judíos, cristianos y musulmanes que aman a Dios y que nunca justificarían ni jalearían a un Gobierno israelí que apoya a los colonos israelíes que atacan iglesias y mezquitas", argumentó.
Además, Erekat insistió en las similitudes con los yihadistas. "Quienes queman mezquitas e iglesias en Palestina y buscan la destrucción de la mezquita de Al Aqsa no son menos terroristas que quienes echaron a los cristianos de Mosul", dijo. "Sin embargo, Canadá en lugar de apoyar el cumplimiento del Derecho Internacional, ha decidido animar a Israel a seguir con sus crímenes", apostilló.