Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un jordano muerto tras apuñalar a un policía en la Ciudad Vieja de Jerusalén

Un ciudadano jordano ha muerto tiroteado por las fuerzas de seguridad israelíes tras apuñalar a un policía en la Ciudad Vieja de Jerusalén, según ha informado la Policía israelí, que ha publicado una fotografía e los dos cuchillos utilizados por el agresor. Sin embargo, el Gobierno jordano ha rechazado la versión israelí y ha denunciado el "crimen" de la muerte del hombre.
"El policía que fue apuñalado respondió y disparó y mató al terrorista del cuchillo. El terrorista es un jordano de 57 años de edad", ha informado el portavoz de la Policía israelí, Micky Rosenfeld, a través de su cuenta oficial en Twitter.
"Un policía ha sido hospitalizado en condición moderada tras ser apuñalado en un ataque con un cuchillo. La seguridad se ha elevado en la zona de la Ciudad Vieja", ha añadido.
El incidente ha ocurrido cerca de la Puerta de los Leones de la Ciudad Vieja cuando un individuo ha atacado a un agente con dos cuchillos. El policía tenía 37 años de edad.
Medios israelíes han identificado ya al atacante como Muhammad Abdullah Salim al Qassagi, quien llegó a Israel hace una semana tras cruzar la frontera entre Jordania y Cisjordania.
Sin embargo, el Gobierno jordano ha disputado la versión israelí y ha responsabilizado a las autoridades de la muerte del ciudadano jordano, informa la agencia de noticias oficial jordana, Petra. El Gobierno jordano ha condenado el "terrible crimen" contra Al Qassagi, en palabras del portavoz del Ejecutivo, Mohammad al Momani, quien ha apuntado que la Embajada intentará esclarecer los detalles y circunstancias del incidente.
Las autoridades israelíes han sido acusadas por organizaciones de derechos humanos de perpetrar ejecuciones extrajudiciales por la desproporción con la que se responde a las agresiones o supuestas agresiones por parte de palestinos. También hay varios casos en los que se denuncia que los policías y militares israelíes han colocado cuchillos en manos de palestinos ya muertos para justificar la reacción en defensa propia.