Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bruselas, en contacto con París y Londres por la situación "muy grave" en Calais

Inmigrantes saltan las vallas del Eurotúnel en Calais, FranciaReuters

La comisaria de Transportes, Violeta Bul, ha informado este jueves de que está en contacto con las autoridades de Francia y Reino Unido para abordar la situación "muy grave" que están viviendo "conductores y migrantes" en el paso en la región francesa de Calais al túnel que une los dos países bajo el Canal de la Mancha.

"Muy grave situación en Calais, tanto para conductores y migrantes. En contacto con las autoridades de Francia y Reino Unido para que continúe el transporte", ha indicado a través de Twitter la comisaria responsable de Transportes, Violeta Bulc.
El último incidente de gravedad se produjo en la madrugada del miércoles, con la muerte de un inmigrante irregular que fue golpeado por un camión cuando trataba de cruzar el Eurotúnel. Según la gestora, unos 1.500 inmigrantes intentaron cruzar el túnel esa madrugada y otros 2.000 lo intentaron un día antes.
Pese a la crisis migratoria, los contactos anunciados por Bruselas tienen que ver con cuestiones de transporte, por las perturbaciones que esta situación ha provocado en el tráfico rodado, sobre todo a los transportes de mercancías.
En concreto, el Ejecutivo comunitario ha recibido la notificación de una "derogación" sobre las reglas comunitarias que rigen las horas de trabajo, que entrará en vigor este jueves y se extenderá de 30 días, según han indicado fuentes comunitarias a Europa Press.
Dicha derogación se aplicará a los conductores de camiones que están "bloqueados y no pueden cruzar" el Canal por los "retrasos" producidos por la presión migratoria, han explicado las fuentes.
En cuanto al paso de inmigrantes, desde Bruselas recuerdan que el pasado mes de febrero la Comisión comprometió una ayuda "urgente" de 3,78 millones de euros a Francia, "específicamente para abordar la situación en Calais". "Estalos preparados para ofrecer otra asistencia si se nos solicita", han concluido fuentes del Ejecutivo comunitario.