Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La extenuación hace mella en los bomberos portugueses

La extenuación hace mella en los bomberos portuguesesPedro Bas / Facebook

Los bomberos portugueses lo están dando todo para combatir el fuego que calcina el país desde hace cuatro días. Para muestra la foto que el bombero Pedro Bas, ha compartido en Facebook. Una imagen de decenas de efectivos durmiendo en plena calle, después de un día y una noche combatiendo las llamas sin descanso.

En las fotos se ve a los bomberos tirados en el césped o en un parque infantil, junto a un río. Ya se han quemado 26.000 hectáreas, el 90% del área verde del centro del país, y han muerto 64 personas, la última de ellas un vecino de una aldea abrasada por las llamas. El incendio es la peor tragedia que vive el país luso en años y nos ha dejado otras imágenes estremecedoras. Es el caso de los coches calcinados con la gente dentro en la que llaman la carretera de la muerte, la N236.
Bomberos portugueses
Los bomberos creen que el fuego se originó por un rayo. El viento y sobre todo las altas temperaturas están complicando las labores de extinción. En ellas participan 1.000 efectivos, entre ellos hay bomberos españoles y franceses. Algunas voces piden responsabilidades. Sin embargo, el presidente del país, Marcelo Rebelo de Sousa, considera que por ahora lo importante es combatir las llamas.