Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Ocho horas de operación para separar con éxito a dos siamesas filipinas

Ocho horas de operación para separar a Angelina y Angélica, dos siamesas unidas por el pecho y el abdomenAP

Angelina y Angélica, de dos años, estaban unidas por el pecho y el abdomen

Los médicos del Hospital Pediátrico de la Universidad de Stanford han conseguido separar con éxito a Angelina y Angélica, unas siamesas filipinas de dos años que nacieron unidas por el pecho y el abdomen. Tras ocho horas de complicada intervención y con ayuda de más de 20 expertos, las pequeñas ya tienen vidas independientes. En la operación, los médicos han separado sus diafragmas, hígados, huesos del pecho y músculos de las paredes abdominales. Los próximos días serán claves para conocer la evolución de las menores.
Nacieron hace dos años unidas por pecho y abdomen y compartiendo algunos órganos. Ahora, ocho horas de quirófano después han conseguido la independencia.
Angelina y Angélica Sabuco, de origen filipino pero residentes en California, se han sometido a una complicada operación en el Hospital Pediátrico de la Universidad de Stanford que les ha dado una nueva vida.
Un equipo médico de más de 20 sanitarios ha podido culminar con éxito la separación de las siamesas. Durante la intervención, los expertos han separado sus diafragmas, hígados, huesos del pecho y músculos de las paredes abdominales
El doctor Gary Hartman ha confirmado que todo había salido bien y que las pequeñas, de momento, permanecen sedadas y con respiración asistida.
La madre de las niñas ha asegurado que la operación era necesaria. "Queremos que lleven una vida normal. Que cuando discutan, puedan estar solas. Cuando jueguen, puedan jugar juntas o por separado. Que cuando no quieran verse, no tengan que hacerlo''.