Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un exrepresor argentino revela el paradero de 25 desaparecidos

Un exrepresor argentino revela el paradero de 25 desaparecidosReuters

El exrepresor argentino Ernesto Guillermo Barreiro, alias 'Nabo', ha revelado la localización de las fosas comunes en las que yacen 25 desaparecidos, rompiendo así el pacto de silencio entre los militares del centro de detención clandestino 'La Perla'. Sin embargo, tras varias horas de trabajos en los lugares indicados aún no se han encontrado dichas fosas.

Barreiro, que lideró el grupo terrorista de ultraderecha Comando Libertadores de América y dirigió 'La Perla', presentó un escrito ante los jueces del Tribunal Oral Federal Nº 1, coincidiendo con el Día Internacional de los Derechos Humanos, en el que declaró sobre lugares de enterramientos clandestinos y aportó nombres de víctimas de la represión ilegal.
De acuerdo con este texto, al que ha tenido acceso el diario argentino 'Clarín', habría 20 cuerpos en un horno de la cantera La Ochoa --donde semanas atrás ya se hallaron huesos--; otros cuatro en otro horno cercano y un cuerpo más en el camino a la localidad de Villa Ciudad de América, en la provincia argentina de Córdoba.
El juez Díaz Gavier ha avanzado que otros dos represores habrían prometido detalles sobre la represión ilegal durante la dictadura: "Los señores Barreiro, (José Hugo) Herrera, (Luis) Manzanelli y (Héctor) Romero han expresado voluntariamente su intención de aportar datos que permitan ubicar a algunos de los restos de personas en el marco de los hechos que estamos verificando en este juicio", ha precisado.
Sin embargo, la ONG HIJOS (Hijos e Hijas por la Identidad y la Justicia contra el Olvido y el Silencio) ha puesto en duda la veracidad de las declaraciones y ha acusado a Barreiro de ser "un especialista en guerra psicológica". "Han sacado a pasear al tribunal para no aportar ningún dato", ha afirmado el abogado de la organización, Claudio Orosz.
Barreiro esta imputado por 228 privaciones ilegitimas de la libertad agravadas, 211 imposiciones de tormentos agravadas, 65 homicidios calificados, 13 imposiciones de tormentos seguidos de muerte y la sustracción de un menor de 10 años, según indica el citado periódico.
Estas confesiones recuerdan a las que realizó el exmilitar argentino Adolfo Scilingo, quien reconoció en 1995 por primera vez la existencia de los llamados 'vuelos de la muerte', denunciados por las víctimas de la represión y los organismos de Derechos Humanos.