Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Detenido el presunto responsable del atentado de Manhattan

La Policía ha detenido al presunto responsable del atentado del pasado sábado en Nueva York, según fuentes de la NBC. El FBI había identificado previamente al sospechoso como Ahmad Khan Rahami, un estadounidenses de origen afgano de 28 años.

El sospechoso ha sido arrestado tras un tiroteo con la Policía en el que han resultado heridas dos personas, incluido un agente, según informa la cadena de televisión local WABC-TV.
En incidente ha comenzado sobre las 10.45 horas (16.45, hora peninsular española), cuando la Policía recibió un aviso por un individuo que estaba disparando contra los coches que pasaban en la avenida Elizabeth de la ciudad. Los agentes se han presentado en el lugar y habrían detenido al sospechoso.
Rahami, un estadounidense de origen afgano de 28 años de edad, ha sido detenido tras un tiroteo con la Policía en el que han resultado heridas dos personas, incluido un agente, según informa la cadena de televisión local WABC-TV.
En incidente ha comenzado sobre las 10.45 horas (16.45, hora peninsular española), cuando la Policía recibió un aviso por un individuo que estaba disparando contra los coches que pasaban en la avenida Elizabeth de la ciudad. Los agentes se han presentado en el lugar y habrían detenido al sospechoso.
El sospechoso aparecería en un vídeo grabado en el barrio de Chelsea, escenario de la explosión del sábado, según fuentes citadas por la cadena NBC. También habría pruebas físicas que vinculan a Rahimi con el artefacto, una olla rápida cargada de metralla.
Además, se le buscaba en relación con la explosión de un artefacto en una papelera en Seaside Park, en Nueva Jersey, el sábado por la mañana, horas antes del suceso en Nueva York.
Según había advertido el FBI, Rahami "debería ser considerado armado y peligroso". La última dirección que se le conoce era en Elizabeth, en Nueva Jerssey, precisamente donde en la noche del domingo se encontraron varios artefactos cerca de una estación de tren que fueron detonados por un robot artificiero.
Estos incidentes han provocado un incremento de la vigilancia policial en toda la región de Nueva York, ya en alerta ante la celebración esta semana de la Reunión de Alto Nivel sobre Grandes Desplazamientos de Refugiados y Migrantes y de la sesión anual de la Asamblea General de la ONU.